De izquierda a derecha, Miguel Ángel Mateo, Miguel Ángel de Vicente, Andrés Ortega y Alejandro Blázquez en la presentación del acuerdo. / EL ADELANTADO

La crisis sanitaria de la Covid-19 está obligando a las diferentes administraciones a plantear nuevos escenarios y, en este sentido, la Diputación ha trabajado desde el inicio de la pandemia para intentar que las personas que viven en la provincia sufran las menores consecuencias posibles, logrando que Segovia sea la primera provincia de la Comunidad en firmar un acuerdo del Diálogo Social tanto en el ayuntamiento de la capital como en la provincia.

En el acto de firma de este acuerdo de la Mesa Provincial del Diálogo Social estuvieron representados la patronal, a través de la Federación Empresarial Segoviana, los sindicatos mayoritarios, UGT y CC.OO., y la institución provincial.

Siete líneas de actuación

El texto recoge siete líneas de actuación principales para la protección de personas y empresas frente a la Covid-19 en la provincia de Segovia, y tienen como objetivos principales dirigir los planes de Empleo de la Diputación hacia los colectivos económicos más desfavorecidos y necesitados, favorecer el mantenimiento de la actividad de aquellos sectores económicos estratégicos, promover iniciativas que fomenten la igualdad de oportunidades y conciliación de la vida laboral y familiar, y mejorar las condiciones de vida de los habitantes de las zonas rurales, fomentando iniciativas que contribuyan a luchar contra el reto demográfico.

Por ello, esas siete líneas de actuación se definen en los planes de empleo, el Servicio de Ayuda a Domicilio, el Servicio de Teleasistencia, la atención a las personas en riesgo de exclusión social, la salud pública, la conciliación de la vida familiar y laboral, y las ayudas al sector empresarial. Todo ello supone una asignación económica por parte de la Diputación de Segovia que supera los seis millones de euros.

En palabras del presidente de la FES, Andrés Ortega, el acuerdo “es muy importante para los empresarios de la provincia, pero también para los empleados porque van a salir beneficiados, ya que se trata de un primer paso para muchos otros que daremos a partir de ahora”.

El presidente de la Diputación agradeció a los representantes sindicales y empresariales su disposición “porque en estos momentos la ciudadanía no entiende de otra cosa que no sea el entendimiento entre todos los que tenemos que procurar acompañar a las personas, las empresas, los sectores económicos y el tejido productivo”.

Los agentes sociales

Por su parte, Miguel Ángel Mateo agradeció el trabajo de todas las personas de Diputación implicadas en este acuerdo y destacó que “somos la primera provincia de toda Castilla y León que firmamos los dos diálogos sociales, es decir, los agentes sociales ponemos por encima los intereses generales a los particulares de cada uno”. Por último, Alejandro Blázquez expresó su satisfacción por haber conseguido este acuerdo que “era necesario y obligatorio porque no podíamos permanecer de espaldas ante el problema al que se enfrenta la sociedad con las consecuencias de la pandemia”. Además, ha subrayado que “han sido muchas reuniones y fruto de ellas conseguimos un paraguas social que cubre a muchas personas, empresas que lo están pasando mal y deja satisfechas a todas las partes”.