Publicidad

Los Servicios Epidemiológicos de Junta de Castilla y León en Segovia han declarado un brote activo de la COVID-19 que afecta, actualmente, a siete personas con resultado positivo en las pruebas PCR que les han sido realizadas, según ha informado la Delegación Territorial de la Junta en una nota de prensa.

Estos siete pacientes inicialmente diagnosticados forman parte de entornos familiar y laboral; cursan con sintomatología leve o asintomáticos, sin ningún hospitalizado; y en situación de aislamiento domiciliario.

Las personas afectadas se sitúan en un rango de edad entre los 20 y los 60 años.

El Servicio Territorial de Sanidad de Segovia desarrolla la vigilancia y el control epidemiológico de este brote en Chañe, a través del control de casos y de las correspondientes encuestas de contactos e investigación de las relaciones sociales de estas personas, tanto en sus entornos familiares como sociales y laborales; en concreto, las personas en estudio por contacto son, por el momento, 10.

Desde la Delegación Territorial de la Junta en Segovia se facilitarán las oportunas actualizaciones informativas sobre la evolución de esta situación epidemiológica a medida que se produzcan novedades reseñables al respecto.