El presidente de la Diputación, Miguel Ángel de Vicente, en una de sus visitas a los pueblos segovianos. / E. A.
El presidente de la Diputación, Miguel Ángel de Vicente, en una de sus visitas a los pueblos segovianos. / E. A.

La Diputación de Segovia cierra un 2021 en el que ha aumentado un 129 por ciento la inversión en los pueblos y ha concretado las bases de sus próximas estrategias en materia de servicios sociales, turismo y sostenibilidad. El balance del año lleva a recordar que la institución provincial comenzó el ejercicio con un prepuesto que superaba los 67 millones de euros y, con el objetivo de continuar el proceso de recuperación económica y social de la provincia, materializó en el programa ‘Segovia, provincia Reactiva’, activado a causa de la pandemia.

Así, desde un mes de enero en el que quedó aprobado un nuevo Plan de Ayudas para Inversiones Municipales de la Provincia y, por otro lado, un mes de febrero en el que la Diputación y la Consejería de Presidencia firmaron el convenio para la gestión de 1,9 millones de euros del Fondo Extraordinario; y hasta el final de diciembre, la institución provincial ha ido trabajando a través de diferentes proyectos. Así, han encontrado en la Agenda Rural Sostenible, la Estrategia de Innovación 2021-2025 de Asuntos Sociales y el Plan de Sostenibilidad Turística ‘Hoces de Segovia’ la punta de lanza de este último año.

Un año en el que, además de aumentar un 129 por ciento la inversión en los pueblos -que por cada euro que percibían en 2020 han pasado a percibir 2,20 euros- también han sido aprobados, más de dos millones de euros para el inicio de la implantación del Servicio Provincial de Extinción de Incendios.

“A lo largo de este año hemos puesto en marcha muchas iniciativas novedosas en todos los ámbitos y sectores, y también hemos dado continuidad a proyectos iniciados en ejercicios anteriores”, afirma el presidente de la Diputación, Miguel Ángel de Vicente. “Pero creo que estos, unidos a ese incremento de la inversión en los municipios, son dignos de destacar porque suponen la concreción de las bases tanto del proyecto del Servicio Provincial de Incendios como de las próximas estrategias en materia de servicios sociales, turismo y sostenibilidad”, asevera.

Año de comienzos

El 2021 ha sido también el del comienzo de otras propuestas, como el proyecto de apoyo a los olímpicos Javier Guerra y David Llorente, la creación del Club de Lectura de los Bibliobuses -que tuvo su primera sesión en marzo-, la habilitación de un estudio de grabación en el Teatro Juan Bravo, el proyecto de toponimia para la búsqueda del origen de los nombres de distintas ubicaciones y parajes de la provincia, la certificación de la primera Senda Starlight en Castilla y León para el impulso del astroturismo o la adhesión al Pacto Digital para la Protección de las Personas de la Agencia Española de Protección de Datos.

Por otra parte, el nuevo técnico especialista en Protección de Datos, recién llegado, tuvo que hacer frente a la peor noticia de este año para la institución provincial: el ciberataque que durante el mes de mayo tuvo en jaque varias semanas al sistema operativo de la Diputación.

Continuidad

Siguiendo con los proyectos iniciados, dentro del Área de Empleo, Promoción Provincial y Sostenibilidad, se ha tratado de impulsar la marca Alimentos de Segovia. En en el Área de Asuntos Sociales, destacan las inauguraciones del edificio CEAAS de Cantalejo y la de la Unidad de Convivencia Ojalvilla, la primera que existe en la Comunidad para personas con discapacidad intelectual.

En suma a ello, también se ha apostado por una cultura segura con el Teatro Juan Bravo y el Museo Esteban Vicente y se han seguido cuidando las carreteras segovianas, dedicando 2,2 millones a obras en la Red Viaria Provincial.

Principales líneas de acción

Una de las líneas de acción más destacada durante este año, que continuaba la iniciativa de 2020, es el programa ‘Segovia, provincia Reactiva2’, al que se ha destinado 6,5 millones de euros.

Compuesto por seis planes sectoriales y cuarenta y cuatro líneas de ayuda, contemplaba, entre otros puntos, un plan de Empleo para la creación de más de 400 puestos de trabajo en la provincia, ayudas al comercio y el emprendimiento rural, bonos turísticos, un incremento de los presupuestos en subvenciones para obras en los pueblos y también para la conservación del patrimonio eclesiástico. No obstante, también ayudas a los sectores culturales y deportivos, o la inversión en el acondicionamiento de centros residenciales.

Entre las novedades presentadas por las diferentes Áreas de la institución provincial en estos doce meses, el presidente de la Diputación remarca la implantación de las Oficinas de Asistencia y Atención al Ciudadano iniciada en noviembre -y que aún continúa- “permitiendo a los pueblos avanzar en su modernización y adaptación a la Administración Electrónica” y la puesta en marcha del Servicio de Comida a Domicilio, que con un millón y medio de euros “nos hace progresar en nuestra intención de fijar población en el territorio, garantizando a las personas más vulnerables permanecer en su entorno habitual en los pueblos, mejorar su calidad de vida y facilitar su autonomía personal”, concluye.