El dispositivo de vialidad invernal de la Diputación retira la acumulación de nieve en El Espinar. / E.A

Después de un mes de noviembre en el que la meteorología ha sido relativamente amable para la época del año, la provincia se prepara para una bajada de temperaturas que ya se ha ido dejando notar a lo largo de esta semana y que se verá incrementada durante el fin de semana y el puente de la Constitución. Por ello, y con el fin de poder acometer cualquier trabajo de limpieza o conservación de carreteras ante la posibilidad de precipitaciones en forma de nieve, el Área de Acción Territorial de la Diputación ya tiene alerta y preparado a su dispositivo de vialidad invernal.

En el operativo de la Diputación, en función de la intensidad de las nevadas, pueden llegar a participar hasta una treintena de personas, entre capataces, conductores y peones, distribuidas por los parques de maquinaria de Segovia, Cuéllar y Sepúlveda, que cuentan con una capacidad para 450 toneladas de sal, 40 y 60 respectivamente. A estos, se suma una nave municipal con un almacén para 20 toneladas de fundentes en Cuevas de Provanco y una nave de la mancomunidad de Riaza con un almacén para otras 20 toneladas.

La Diputación, que utiliza camiones polivalentes que son utilizados tanto para estos trabajos de vialidad invernal como para bacheos y otras obras, cuenta con seis máquinas quitanieves con cuchilla y repartidor de sal de distintos tamaños en el parque de Segovia, con una máquina quitanieves 6×4 con cuchilla y repartidor de sal en el parque de Cuéllar y con otra máquina quitanieves 6×6 con cuchilla y repartidor de sal en el parque de Sepúlveda.

Además, para aquellas jornadas de episodios de nieve excepcionales, la institución provincial dispone de dos palas, cuatro motoniveladoras y tres retroexcavadoras mixtas que pueden ser complementadas con maquinaria alquilada en caso de que sea necesario.

Por otro lado, como cada año por estas fechas, la Diputación pone a disposición de los ayuntamientos material fundente que les sirva para hacer frente a las consecuencias y posibles riesgos derivados de las nevadas y las heladas. Para ello, desde el Área se ha enviado a todos los consistorios una carta en la que se les emplaza a retirar en las instalaciones de cualquiera de los tres parques de maquinaria de la provincia -previa llamada telefónica y en horario de 8:00 a 14:15 horas- hasta 500 kilos de sal por ayuntamiento, instándoles, al mismo tiempo, a ser previsores y no esperar al momento en que las condiciones meteorológicas sean adversas y resulte complicado atender las peticiones.