Imagen de barrera instalada en el Valle de San Pedro. / El Adelantado
Publicidad

El Área de Acción Territorial de la Diputación ha completado recientemente la instalación, correspondiente al 2019, de barreras metálicas en diferentes carreteras segovianas, logrando así una mejora de la seguridad para los conductores que cada día transitan por las vías pertenecientes a la red provincial.

En concreto, los tramos en los que se han llevado a cabo estos trabajos –con un coste de 27.348,78 euros– afectan, en primer lugar, a la SG-P-2322 de La Salceda a Sepúlveda, tanto a la llegada a Torreval de San Pedro como en las inmediaciones del cruce con la carretera de El Arenal. En estas zonas han sido sustituidas las barreras ya existentes por unas nuevas que protejan a los vehículos de la salida de la vía. No ha sido así en la SG-P-2211 de la A-601 a Pinarnegrillo, donde no existían estos elementos y en la que han sido instalados tres tramos de barrera para proteger a los vehículos de la salida en terraplenes con mayor desnivel.

Por otro lado, en la SG-V-3122, de la CL-605 a la A-601 por Valseca, ha sido instalado un tramo de barrera en las proximidades de la A-601, donde previamente se habían realizado trabajos para dar más anchura a los carriles.

Por último, en la SG-P-2113, de la A-601 a Escarabajosa de Cabezas, han sido instalados dos tramos de barrera en la obra de fábrica situada sobre el arroyo Arevalillo, después de que se hubiese quedado baja la barrera existente en esa carretera tras su reciente acondicionamiento.