Trabajadores Jardines Ayuntamiento Recogida Hojas Otono KAM0912
Una operaria del servicio municipal de Parques y Jardines recoge hojas del arbolado en un mirador de la ciudad. / Kamarero

La Junta de Gobierno Local del Ayuntamiento de Segovia adjudicó este jueves, 18 de noviembre, a Constructora San José y El Ejidillo Viveros Integrales el servicio de mantenimiento y conservación de zonas verdes y arbolado de alineación de Segovia en los próximos dos años por un montante cercano a los dos millones de euros. Pocas semanas antes, el 27 de octubre, adjudicó el servicio de conservación y mantenimiento del área natural que conforman el Valle del Clamores y el monte público de El Pinarillo, también durante dos años a Los Jardineros de la Unidad Especial por 223.855 euros y el concejal de Medio Ambiente, Ángel Galindo, confía en que en breve se inicie el procedimiento de licitación de otro de los contratos de mantenimiento y conservación, el del Valle del Eresma.

La inversión en zonas verdes: parques, jardines, arbolado de alineación, y también en nuevas plantaciones, se ha elevado en este mandato corporativo y el Ayuntamiento de Segovia se enfrenta al reto de una ampliación, en parte ya contemplada en el contrato adjudicado ayer pero especialmente relevante cuando se desarrolle el proyecto de recuperación del Valle de Tejadilla, lo que permitirá ‘cerrar’ el cinturón verde de la ciudad, como lo define la alcaldesa Clara Luquero.

De momento, la ciudad —sin contar los barrios incorporados y la entidad local menor de Revenga— dispone de más de un millón de metros cuadrados de zonas verdes, que suponen algo más del 10% de la superficie urbana y el equivalente a 24 metros cuadrados por habitante.

El nuevo contrato incorpora nuevas zonas verdes a conservar: 12.227 metros cuadrados de jardinería convencional y 19.802 de espacios periurbanos. En total, la adjudicataria se encargará del mantenimiento de 235.255 metros cuadrados del primer tipo y 339.543 del segundo, además de 3.234 unidades de arbolado de alineación.

Así, se encargará de las laderas de la Muralla norte y el entorno del paseo de Santo Domingo de Guzmán, San Nicolás, el paseo del Obispo y las zona de las Puerta de San Cebrián y Santiago, así como San Juan de la Cruz, parque del Cementerio, paraje de Las Arenas, parque de El Peñascal (plaza de los Deportes), Padre Claret, avenida Don Juan de Borbón, zona de la Plaza de Toros, San José, Depósitos de Agua, Valdevilla, Nueva Segovia, Dehesa del Alto Clamores, Juan Carlos I, Obispo Quesada, Conde Sepúlveda, Ezequiel González, carretera de Villacastín, La Fuentecilla, Vía Roma, Coronel Rexach, San Antonio El Real y El Salvador.

Con el desarrollo completo del proyecto de recuperación del Valle de Tejadilla, está prevista la intervención en otros 175.000 metros cuadrados. De momento, la primera fase se ha centrado en la zona del Tejerín, con la construcción de dotaciones: una pista polideportiva y un aparcamiento en superficie, así como 1.000 metros cuadrados de parterres.

El presupuesto de este año incluye una partida de 500.000 euros para una segunda fase pero ni siquiera ha comenzado el procedimiento de licitación. El Ayuntamiento adjudicó en octubre un contrato menor a MMC Arquitectura SCP, por importe de 10.890 euros, para elaborar un proyecto técnico de ejecución que planifique y defina la posterior ejecución de obras en el extremo noroeste del Valle de Tejadilla, en la zona denominada ‘El Mirador del Greco’.

El edil de Medio Ambiente ha indicado que se estudiará la mejor forma de acometer el cuidad de las nuevas zonas verdes en este espacio ahora degradado próximo al barrio de Santa Teresa/El Puente de Hierro.

Sostenibilidad

El reto a asumir por el consistorio segoviano no se ciñe únicamente a la cuestión económica y, de hecho, Galindo insiste en que los pliegos elaborados para renovar los contratos inciden en los aspectos sociales, pero también en la sostenibilidad ambiental, con sistemas de riego más eficientes, por ejemplo, así como con la elección de especies que se adaptan mejor al a meteorología y características de cada zona.

Precisamente, el contrato adjudicado esta semana a Constructora San José y El Ejidillo Viveros Integrales, pendiente de formalizar, aunque rebaja el presupuesto de licitación en 146.280 euros, supone un incremento del coste de más del 45% respecto al contrato anterior.

Una de las novedades es el desarrollo de un Plan de Gestión de Calidad, Medio Ambiente y Sostenibilidad ambiental para implantarlo desde el inicio de la ejecución del contrato para garantizar la correcta gestión y control del servicio.

Dará prioridad a criterios como la reducción del consumo de agua y energía, la reducción de gases contaminantes y de efecto invernadero, la reducción del ruido de la maquinaria empleada, el empleo de productos respetuosos con el medio ambiente, la reducción de residuos, la reducción de la huella de carbono o la protección de la biodiversidad.

Como proyecto piloto, el Plan de Gestión incluirá una propuesta de espacios libres de teléfonos móviles.

También está pendiente de formalizarse el contrato adjudicado el pasado 27 de octubre a Los Jardineros de la Unidad Especial, aunque se prevé que se haga en breve. En este caso, hay que recordar que se caracteriza por la labor social que el Ayuntamiento realiza con vistas a la inserción sociolaboral de personas con discapacidad y colectivos desfavorecidos o en riesgo de exclusión.

Desde el año 1991, debido a la insuficiencia de medios materiales y humanos, el Ayuntamiento externalizó el mantenimiento y la conservación de parte de las zonas verdes de la ciudad. Desde entonces la plantilla del personal municipal de Parques y Jardines —que asume entre otros la zona del recinto amurallado, Jardín Botánico, Jardinillos de San Roque, etc. — no se ha incrementado aunque en las últimas décadas ha aumentado significativamente la superficie de zonas verdes y el número de árboles de alineación municipales, debido a la recepción de numerosos espacios verdes públicos, principalmente derivados de nuevos desarrollos urbanísticos. Este año, el servicio ha contado con el apoyo durante seis meses de nueve personas contratadas gracias a programas de empleo.

Otras inversiones

  • Carretera de La Granja. La Concejalía de Medio Ambiente lleva a cabo labores de reforestación y modernización del sistema de riego en la avenida de Juan de Borbón y Battenberg (carretera de La Granja), concretamente en el tramo comprendido entre la rotonda en la que desemboca la calle de Gerardo Diego y la que da acceso al barrio de Nueva Segovia por la calle de Vicente Aleixandre (tres tramos de una longitud de 1.083 metros cada uno). Hay un doble objetivo: renovar y adecuar la imagen de esta zona en una de las entradas de la ciudad y mejorar la eficiencia del riego. Está prevista incorporar unas 1.140 plantas: encinas, quejigos, aladiernos, jazmines silvestres y olmo común, que se mantendrán con un porte arbustivo.
  • Parque de la Dehesa y Jardín de Villángela. Durante este año se han llevado a cabo trabajos de mejora y acondicionamiento en el parque de la Dehesa de Enrique IV, junto al cuartel de la Guardia Civil y los centros educativos del barrio de San José, con una inversión de 32.000 euros y del Jardín de Villángela, con casi 24.000 euros de coste. También se han ejecutado mejoras en el Jardín Botánico.
  • Plaza de la Morería. Aunque no ha sido una obra de Medio Ambiente, la remodelación de la plaza de La Morería, en San Millán, con una inversión de 350.000 euros, ha tenido en cuenta parterres de jardín y arbolado, entre otras actuaciones.
  • Valle del Eresma. Diferentes actuaciones de mejora y de recuperación tras los daños ocasionados por la crecida del río en 2020.