Los concejales de Izquierda Unida, Ana Peñalosa y Ángel Galindo. / El Adelantado
Publicidad

El grupo municipal de Izquierda Unida va a presentar en el pleno de este jueves una moción con la que pretende que el Ayuntamiento de Segovia inste a la Junta de Castilla y León a recuperar la gestión pública del servicio de comedores escolares. La formación se muestra preocupada por el aumento de la obesidad entre niños y adolescentes –cifrada en un 35% de los mismos en España y señala la idoneidad de que los colegios cuenten con una cocina en el centro –en Segovia, solo 4 de los 14 colegios cuentan con esta instalación–.

“La Junta ha decidido privatizar en muchos casos los comedores escolares en favor de empresas cuyo único fin son las ganancias y no dar un servicio de calidad a los niños de la Comunidad. Para ello han optado por un sistema de catering con transporte en frío que deteriora las cualidades nutricionales de los alimentos”, ha explicado este lunes la concejala Ana Peñalosa.

Entre las medidas que propone IU destaca la posibilidad de que en futuros pliegos se determinen condiciones que faciliten el acceso a los contratos de las empresas locales. Para la formación “las ventajas de consumir alimentos de proximidad son claras: menor contaminación por el transporte, mayor control de materias primas y fomento de la economía del local”.

Además, el grupo incluye en la moción otras peticiones al Ejecutivo autonómico, como la apertura de los comedores durante los periodos no lectivos del año o la reducción de las ratios monitor/alumno durante las horas del servicio de comedor para un mejor contenido pedagógico.