Igea descarta un crecimiento de casos como el de Navidad

La Junta confía en lograr un grado de inmunización suficiente de su población antes de que acabe julio

El vicepresidente y portavoz de la Junta, Francisco Igea, aseguró que ya están seguros de que no habrá un crecimiento de la incidencia del Covid-19 como la que se registró en Castilla y León después de las pasadas Navidades. Aseguró que el crecimiento “discreto y continuo” se ha visto frenado y ha iniciado un “leve descenso”.

En la comparecencia posterior al Consejo de Gobierno, Francisco Igea aseguró que ya han pasado 14 días del inicio de la Semana Santa, por lo que indicó se atraviesa un “momento crítico” para analizar la evolución de la cuarta ola, por lo que aseguró se debe seguir con las medidas de control.

Asimismo, indicó que se ha producido un descenso en los enfermos hospitalizados, tanto en las plantas como en las UCI, donde reconoció se produce un “ligero repunte”, aunque se mantiene la ocupación por debajo de las cifras más bajas de la segunda a la tercera ola.
De esta forma, Francisco Igea evitó enviar el mensaje de que hay que confiarse, pero sí insistió en que los datos permiten “mirar con cierto optimismo” los próximos días.

La Junta confía en lograr un grado de inmunización suficiente de su población antes de que acabe julio si se mantiene el ritmo de suministro de las vacunas contra el Covid-19, tanto por el aumento de las dosis disponibles de Pfizer, como por las de Moderna, AstraZeneca y Janssen, éstas últimas pendientes de que su uso sea desbloqueado por las agencias europea y norteamericana del medicamento.

Igea destacó que uno de cada cuatro castellanos y leoneses, el 24,5% (más de 755.000), ya recibió una dosis de las vacunas contra el coronavirus y el 11,6% (más de 242.000) ha completado ya la pauta vacunal. Además, destacó que entre los mayores de 80 años el 90% ha recibido una dosis y entre los de 70 a 79, el 25%.

“La campaña está siendo un éxito”, dijo Igea, quien aseguró que esto es uno de los aspectos que ha influido “más decididamente” en la evolución de esta cuarta ola, que recordó no esté teniendo la pendiente que tuvo la posterior a Navidad. Además, aseguró que creen que está contribuyendo también a frenar la mortalidad, que recordó está en unos niveles “muy bajos”.

Por ello, aseguró que en la Junta están “muy satisfechos” con la campaña de vacunación e insistió en que ha sido un “éxito” y un modelo para España y Europa, porque no hay ningún territorio como Soria con tantas personas con dos dosis administradas, ni siquiera ningún país, excepto Reino Unido, que ha priorizado la inmunización con la primera.

Por ello, Francisco Igea aseguró que no tendría sentido modificar “la mejor campaña de España” por su cobertura de personas, si bien abrió la puerta a incrementar los avisos a la población. Aunque insistió en no variar la estrategia “más exitosa de Europa”, admitió la posibilidad de “corregir errores” y de intentar llegar “todo lo lejos posible”, ante las críticas por la difusión de los llamamientos a través de redes sociales. Además, garantizó que habrá una repesca para quienes no hayan acudido a las vacunaciones masivas ya realizadas.

“No pasa nada, a veces hacemos las cosas bien”, afirmó en tono irónico Igea ante la posibilidad de que los datos de personas vacunadas de la Comunidad se vean influidos por la priorización en la administración de dosis a personas mayores. Insistió en que la Comunidad no es la que tiene más población envejecida, sino Galicia y Asturias y añadió que también lideran la vacunación entre los grupos institucionalizados a los que a su juicio se debería “llegar por igual”. Por ello, consideró que esto es motivo para alegrarse, porque las “good news”, son en este caso “news”.