Ayuntamiento Homenaje Victimas Nazismo Mauthausen KAM8176
La alcaldesa y la concejala Ana Peñalosa depositaron un ramo de flores junto al monolito. / Kamarero

Coincidiendo con la conmemoración de la liberación del campo de concentración nazi de Mauthausen-Gusen, la alcaldesa de Segovia, Clara Luquero, ha presidido este miércoles el acto en homenaje a los españoles deportados y fallecidos en este y otros campos de concentración nazis.

La regidora ha tomado la palabra para comentar que “por desgracia, en los últimos años asistimos a un repunte de la intolerancia en Europa, también en nuestro país” y ha afirmado que “no hay que olvidar las lecciones del pasado y seguir educando en los valores de la democracia, los derechos humanos y el estado de derecho, condenando el odio y la intolerancia, luchando contra el rencor y conservando el recuerdo de la memoria histórica para poder construir una sociedad libre”.

Luquero anima también “a recapacitar sobre las responsabilidades de la ciudadanía” y previno sobre “las terribles consecuencias de la pasividad ante semejante falta de humanidad”, en referencia a la crueldad con la que fueron tratados los prisioneros en los campos de concentración”. “La indiferencia y pasividad ante semejante falta de humanidad supone complicidad, no lo olvidemos nunca”, añade.

En este acto celebrado junto al monolito existente en la plaza de los Huertos, al que han asistido, entre otros, el tercer teniente de alcalde y portavoz de Izquierda Unida, Ángel Galindo; el viceportavoz del Partido Popular José Luis Horcajo, el concejal socialista Miguel Merino y el procurador socialista en las Cortes de Castilla y León Sergio Iglesias, la concejala de IU Ana Peñalosa, responsable municipal de Memoria Democrática, ha insistido en que, además de “un acto de justicia para las víctimas”, este homenaje “es un instrumento de alerta y prevención”.

En este sentido, ha abundado en que el recuerdo a la “atroz persecución nazi hacia los colectivos que sufrieron el holocausto —entre ellos cerca de 10.000 españoles, la mayoría republicanos exiliados en otros países europeos tras la Guerra Civil—debe ir acompañado de un compromiso de lucha contra el antisemitismo, el racismo y cualquier forma de intolerancia, así como contra revisionismos y negacionismos”.

Cerca de 10.000 españoles fueron deportados a campos nazis, unos 7.500 en Mauthasen, en su mayoría exiliados republicanos. De ellos, 28 eran segovianos y seis vecinos de la capital:

    • Florencio Abad Albertos. Deportado el 3/04/1941. Cautivo en Mauthausen. Fallecido el 08/04/1942.
    • Antonio Arranz Barrio. Deportado el 26/04/1941. Cautivo en Mauthausen. Fallecido el 16/11/1941.
    • Manuel García. Deportado el 19/01/1944. Cautivo en Buchenwald. Liberado (-)
    • Miguel Ruiz Remondo. Deportado el 3/11/1941. Cautivo en Mauthausen. Liberado en Dachau el 29/04/1945.
    • Agustín Sanjosé Calasanz. Deportado el 24/08/1945. Cautivo en Mauthausen. Liberado el 05/05/1945.
    • Juan Benito Cabrero. Deportado el 28/08/1944. Cautivo en Dachau. Liberado el 29/04/1945.