Un trabajador de FCC desinfecta contenedores soterrados en el centro de Segovia. / Kamarero
Publicidad

FCC Medio Ambiente, empresa concesionaria del servicio público de recogida de residuos y de limpieza viaria del municipio de Segovia y del Centro de Tratamiento de Residuos de la provincia, ubicado en la localidad de Los Huertos, ha iniciado la realización de pruebas de Covid-19 a todos los trabajadores de las distintas contratas que tiene en la provincia.

La empresa ha informado de que el pasado jueves comenzó la realización de test rápidos combinados de anticuerpos IgG + IgM a todo el personal que de forma voluntaria ha manifestado su voluntad de someterse a los mismos.

Precisamente, en el último pleno del Ayuntamiento de Segovia, celebrado el pasado viernes, el portavoz de Podemos-Equo en la corporación, Guillermo San Juan, planteó una pregunta oral al gobierno municipal para conocer si se han realizado pruebas de Covid-19 a todo el personal municipal que participó en labores de apoyo social o de otros servicios del Consistorio en el reparto de alimentos u otras labores urgentes, como es el caso de los conserjes de los colegios públicos.

San Juan, que no obtuvo respuesta –las preguntas orales normalmente son respondidas en el siguiente pleno del Ayuntamiento, que en este caso se celebrará previsiblemente el último viernes de junio, el día 26, o bien en la primera semana de julio– quería saber, en el caso de que no se hayan realizado esas pruebas, cuál es el motivo y qué previsión tiene el equipo de Gobierno al respecto.

Como se recordará, el Ayuntamiento ha notificado que hasta ahora se han realizado test para detectar el contagio por coronavirus a las plantillas de la Policía Local y del Servicio de Extinción de Incendios (bomberos).

Instrucción sanitaria

Por otra parte, la Concejalía de Medio Ambiente ha informado de que la última instrucción sanitaria recibida ha establecido que la empresa concesionaria de limpieza viaria cese el rociado de desinfectante (lejía) en calles y plazas, aunque se insiste en continuar con la desinfección con viricida en lugares sensibles como puntos de papeleras y basura urbana.

Por ello, desde el viernes 22 de mayo se mantiene la desinfección con lejía de contenedores, papeleras, barandillas y paradas de autobuses, y se ha suprimido la aplicación generalizada con ese producto en bancos, entradas a establecimientos, aceras y calzadas.

Campaña

La Concejalía de Medio Ambiente, en colaboración con FCC Medio Ambiente, ha puesto en marcha una nueva campaña audiovisual, la tercera en las últimas semanas, en esta ocasión sobre los trabajos de desinfección llevados a cabo desde el comienzo de la pandemia y que se han ido ampliando y realizándose hasta ahora.

El material informativo se está difundiendo en redes sociales y en la web del Ayuntamiento de Segovia (www.segovia.es) y la del contrato con FCC (www.segovialimpiayguapa.es). Al igual que en las dos anteriores, sus vídeos y carteles han sido elaborados por la agencia Cinco Sentidos con ilustraciones de la artista Celia Uve.

La desinfección, siguiendo las recomendaciones de las autoridades sanitarias, se ha concentrado en contenedores, papeleras, bancos, barandillas, paradas de autobuses, entradas a establecimientos abiertos y las principales aceras y vías comerciales, mediante varias mochilas pulverizadoras, un vehículo pick-up y otro hidrolimpiador, aparte de con dos baldeadoras y una lavaaceras.

El Ayuntamiento quiere transmitir tranquilidad a los ciudadanos y animarles a que eviten riesgos cerrando las tapas de los contenedores tras su uso o sin dejar residuos a su alrededor por miedo al contagio. No obstante, recalca que, aunque los contenedores son desinfectados diariamente, no hay que abandonar la precaución, y recomienda el uso de guantes o servilletas a la hora de manipular residuos y contenedores, así como el ya habitual lavado de manos posterior.

Llamadas de atención

En los últimos días han aparecido carteles en varias calles de la colonia de viviendas unifamiliares de El Peñascal, en el barrio de La Albuera, que llaman la atención a los responsables de mascotas sobre la obligación que tienen, como establece un ordenanza municipal, de recoger los excrementos de perros u otros animales de compañía en la vía pública, después de constatar la presencia de deposiciones en lugares como la puerta de un garaje.

También han proliferado en las últimas semanas desechos peligrosos como guantes de plásticos y mascarillas desechables, lo que ha motivado incluso una campaña municipal que advierte que deben depositarse en el contenedor de ‘fracción resto’.

Otros residuos muy contaminantes que se han apreciado en algunas zonas del barrio son las colillas de cigarros.