4 1nerea WEB 1
Una de las aceras de la avenida de la Constitución donde se ha renovado el pavimento en las últimas semanas. / Nerea Llorente

El gobierno municipal sabe que se juega mucho este año en el que el plan anual de contratación supera con creces, en lo relativo a obras, las inversiones de los años anteriores. La oposición está vigilante, muy pendiente de cada retraso y, en algunos casos, hasta de los últimos remates, preocupada por el grado de ejecución hasta la primera mitad del año de las inversiones presupuestadas.

El concejal de Obras y Servicios, Miguel Merino, afirma que “no se ha dejado ninguna obra para el año que viene” y, aunque reconoce “achaques, por decirlo de una manera coloquial” en el transcurso de algunas, recalca que ni en las actualmente en ejecución ni en las que están pendientes de comenzar, como las del carril bici, “se esperan retrasos especialmente relevantes. Puede haberlo de quince días o quizá de un mes, lo iremos viendo a medida que avanza este fin de año con el pico previsto en el sector de la construcción”.

2021 no empezó de la mejor manera para las obras municipales, pues los contratos formalizados en diciembre de 2020 y en enero, como el de la plaza de la Morería, y sobre todo los de las pistas deportivas y el aparcamiento en superficie del Tejerín, chocaron primero con los efectos colaterales de la gran nevada y las bajas temperaturas que sufrió sobre todo Madrid, y luego problemas con una de las adjudicatarias.

Otra importante obra heredada de 2020, la de los ascensores y el recorrido accesible entre los barrios de San José y El Palo, adjudicadas en agosto de 2020, todavía están pendientes de recepción por el Ayuntamiento, aunque el plazo de ejecución finalizó en mayo.

Merino no ha negado los problemas surgidos con la adjudicataria pero anuncia que los trabajos serán recibidos “en los próximos días”, una vez que los técnicos municipales han supervisado ya que los nuevos cristales de los ascensores que llegaron hace una semana y se han instalado son los adecuados y las medidas y las distancias entre ellos “cumplen con lo estipulado en el contrato y lo que siempre hemos pedido a la empresa. Es una lástima que con determinados contratistas haya que llegar a extremos para que reaccionen pero al final lo que queda es, espero que muy pronto, esa vía transitable y accesible”.

El retraso aproximado de cuatro meses tendrá consecuencias para la empresa adjudicataria. El Ayuntamiento abrió un expediente de penalidades pero esta ha presentado alegaciones y ahora el departamento municipal de Contratación, con el informe técnico de la Concejalía de Obras, tiene que dirimir la cuantía final de la sanción que, en principio, supera ya los 20.000 euros.

4 2nerea WEB
Cabina acristalada de uno de los ascensores de San José. / Nerea Llorente

Otra obra que lleva retraso es la de la renovación de aceras en la avenida de la Constitución. Sigue pendiente la instalación de todas las farolas. El edil socialista insiste en que “el problema que ha habido es de suministro de báculos y luminarias”. En este momento, la empresa adjudicataria ya ha acopiado todas las luminarias pero faltan la mitad de los báculos (los mástiles sobre los que se sitúan los puntos luminosos), informa Merino.

Además, esta situación afecta al remate de la intervención desarrollada en las aceras durante los últimos meses: “Hasta que no estén instaladas las nuevas farolas, y conectadas y alumbrando, no podemos anular las viejas, desmantelarlas y anular el agujero porque, de lo contrario, dejaríamos durante un tiempo importante sin alumbrado a esta vía”, explica este responsable de las obras del Ayuntamiento.

Señala, por otro lado, que en este caso se concedió una prórroga del plazo de ejecución por el retraso en el suministro del material por escasez y otras circunstancias del mercado de material de construcción. Esa prórroga vence pronto y Merino dice que habrá penalización si se demora “porque repercute en la vida de los ciudadanos y recurriremos a la Ley de Contratos cuando se producen estos retrasos por dejadez en algunos casos, en otros por mala ejecución o por no destinar suficiente personal”.

Proyectos pendientes

El responsable municipal no descarta que puedan empezar antes de fin de año las obras de renovación de la calzada en la avenida de Padre Claret. Hay previstas más reuniones con la adjudicataria para abordar otro problema de suministro, en este caso del molde para elaborar los adoquines. El Ayuntamiento ya comunicó que no es posible modificar el proyecto, por lo que Merino está a la espera del planteamiento de la constructora: “puede ser otro calendario u otra circunstancia jurídica contractual…”, dice.

Por otro lado, una vez formalizado el contrato de las obras del carril bici, las obras deberían comenzar antes del viernes, día 15, mientras que para la renovación del alumbrado público en calles de cuatro barrios, con los contratos de los cuatro lotes están firmados, así como el replanteo, el edil prefiere que no comiencen las catas en aceras “hasta que haya garantía del suministro del material” para no prolongar las molestias que toda obra genera a los ciudadanos.

Merino reitera que la Concejalía estudia en todos los casos el cronograma de obras para priorizar y evitar molestias a mayores.

5 1 web
Zona vallada en la calle de Lérida del barrio de La Albuera. / E. A.

Plan de Asfaltado

El Grupo Municipal Ciudadanos en el Ayuntamiento de Segovia ha preguntado en la Concejalía de Obras y Servicios por los plazos que maneja para el asfaltado de distintas calles de la ciudad, toda vez que las intervenciones de renovación de las redes de agua potable ya han finalizado.

Somos conscientes de que las obras son absolutamente necesarias pero el equipo de gobierno debería tratar de reducir los tiempos entre los arreglos y el imprescindible asfaltado posterior para minimizar, así, las molestias que se generan a los vecinos”, ha señalado la portavoz de Cs, Noemí Otero.

El concejal de Obras, Miguel Merino, ha informado de que, una vez adjudicadas estas obras de asfaltado, el pasado día 6, la adjudicataria de los dos lotes tiene un plazo estipulado en la Ley de Contratos del Sector Público, una vez realizado el replanteo. Ese plazo puede situarse en el primer tercio de noviembre como máximo.

Estos trabajos afectarán a las calles de Cardenal Zúñiga y Santa Catalina, en el barrio de San Lorenzo, y las de Alfonso VI y Lérida (en la fotografía), en La Albuera, “cuyo arreglo está a medias y resulta del todo incómodo para el día a día de los segovianos”. Otero ha querido saber si “la alcaldesa o el concejal de Obras han revisado el estado en el que se encuentran las distintas vías porque es una auténtica vergüenza” y critica la “mala organización y planificación: han tenido un año entero para hacer las obras previstas y deciden levantar toda la ciudad en el último cuatrimestre”.

Obras menores

Solo en obras menores — hasta 50.000 euros de valor del contrato — el Ayuntamiento ha invertido este año más de 900.000 euros en 62 intervenciones, incluyendo trabajos de pintura, de instalaciones eléctricas, carpintería y, en algún caso, suministro e instalación de maquinaria.