El presupuesto sale adelante con los únicos votos del grupo socialista

La abstención del concejal de IU y la ausencia del presidente de la Diputación no hicieron necesario el voto de calidad de la alcaldesa pese a la oposición de PP, Ciudadanos y UPyD

La votación de la propuesta de presupuesto para este año siguió prácticamente el guión que los cinco grupos políticos de la corporación habían ido adelantando en los últimos diez días, desde que el 19 de enero fuera presentado en sociedad, tanto a los ciudadanos, a través de una rueda de prensa de la alcaldesa, como a la oposición. El documento salió adelante en el pleno gracias al único apoyo del Gobierno socialista y a la abstención del concejal de Izquierda Unida, Ángel Galindo, ya que el resto de grupos: PP, Ciudadanos y UPyD votaron en contra.

En esta ocasión no fue necesario el voto de calidad de la alcaldesa porque el concejal del Partido Popular y presidente de la Diputación, Francisco Vázquez, se ausentó del pleno para asistir a un acto de su partido en Valladolid, amén de que antes ofreció una rueda de prensa sobre la sociedad Segovia 21, participada por la institución provincial.

La alcaldesa, Clara Luquero, inició el debate con un discurso en el que recordó el de su programa de gobierno cuando tomó posesión el pasado julio y aseguró que se trata del “mejor presupuesto posible en este momento”. Reiteró en este sentido que el equipo de Gobierno lo ha elaborado como un plan “inversor y dinamizador, para favorecer el desarrollo económico y social de la ciudad” y continuar “con la filosofía de los anteriores presupuestos progresistas”: mantener todos los servicios municipales y mejorarlos, no destruir empleo público, mantener todos los programas municipales y crear otros nuevos, potenciar inversiones e incrementar la capacidad de ahorro del Ayuntamiento. El gasto medio por habitante será de 1.270 euros, según mantuvo.

Enfrente, el Gobierno se encontró con una oposición muy crítica porque no han podido contribuir a la elaboración del presupuesto con aportaciones propias y porque han tenido únicamente diez días para estudiar el documento, aunque a partir de ahí, cada grupo puso el acento en unas u otras cuestiones. Todos consideran negativa la gestión del CAT (Círculo de las Artes y la Tecnología) y todos pusieron de manifiesto los errores de gestión en mandatos corporativos anteriores que, en palabras de la portavoz de Ciudadanos, María José García Orejana “hipotecan” el futuro de la ciudad por las altas cantidades económicas que el Ayuntamiento tiene que desembolsar como consecuencia del pago de expropiaciones, tras fallos judiciales adversos a los intereses municipales. Esta concejala desveló algunas menciones especiales del informe preceptivo del interventor, como la relativa al expediente de reintegro del crédito y la subvención otorgados por el Ministerio de Industria para el desarrollo del CAT.

El concejal de Hacienda y portavoz socialista, Alfonso Reguera, restó importancia a estas advertencias de Intervención y dio a entender que la tramitación de ese expediente de reintegro puede demorarse hasta el punto de señalar que “de momento seguimos pagando el crédito y cuando se resuelva igual ya lo hemos pagado todo”.

Por su parte, el concejal del PP Javier Encinas insistió en que el presupuesto no es inversor, ni austero, aumenta la presión fiscal a los segovianos y en su elaboración no se ha tenido en cuenta a la oposición, contradiciendo la promesa de la alcaldesa al inicio del mandato. Contestó a las acusaciones de demagogia lanzadas por la propia Luquero o el portavoz socialista, asegurando que se trata de prioridades, cuestionando así la inversión en el CAT o la aportación a la empresa que gestiona el Centro Carlos Melero.

Argumentos muy similares expuso el portavoz de UPyD, Cosme Aranguren, que echó en falta actuaciones relacionadas con el convenio suscrito con Defensa sobre la zona del regimiento, aunque Reguera le contestó que están contemplados dentro de los gastos del área de Urbanismo.

El portavoz de IU defendió su abstención como un ejercicio de responsabilidad, tras evaluar los pros y contras, concluyendo que la propuesta contiene inversiones y programas buenos para la ciudad.

La plantilla y sus retribuciones

La corporación aprobó en el pleno, con los votos a favor del Grupo Socialista, la abstención del Grupo Municipal Popular, grupo de Ciudadanos y concejal de IU, y el voto en contra de los dos ediles de UPyD, la propuesta de plantilla y relación de puestos de trabajo, organigramas y fichas descriptivas de los puestos de trabajo para este año 2016 y la propuesta de retribuciones para el personal al servicio directo del Ayuntamiento de Segovia, que supera el medio millar de personas. Se trata de dos dictámenes, aprobados en comisión el pasado lunes e incluidos en el expediente del Presupuesto de este ejercicio. La concejala Marisa Delgado comentó, entre otros aspectos, que el gasto anual en materia de personal se ha calculado en 20,5 millones de euros, aproximadamente el 30% del total del presupuesto. Señaló que es un porcentaje que se encuentra por debajo del de otros ayuntamientos y administraciones locales, donde se llega a superar el 45%.