Muerte viajante

Con Imanol Arias como protagonista y con todas las entradas vendidas, el tren de la ‘Muerte de un viajante’ de Arthur Miller hará parada el sábado, 29 de octubre, en el Teatro Juan Bravo de la Diputación. A partir de las 20:30 horas, adaptada por Natalio Grueso y dirigida por Rubén Szuchmacher, la obra abrirá sus vagones a los pasajeros segovianos para, a lo largo de una hora y media aproximadamente, darles todos los detalles acerca del destino de Willy Loman, un viajante de comercio entregado por completo a la empresa para la que trabaja.

Estrenada -la original- en Broadway a mediados del siglo veinte, la obra ha tenido varios y variados viajes en castellano, interpretada por elencos encabezados por actores como Carlos Lemos, José Luis López Vázquez o José Sacristán. En esta producción de Okapi, que ya visitó hace dos años el Teatro Juan Bravo con ‘La fiesta del Chivo’ y a la que la pandemia impidió subir al escenario segoviano con ‘El coronel no tiene quien le escriba’, protagonizada por Imanol Arias, el propio actor leonés lidera un reparto que completan Jorge Basanta, Fran Calvo, Cristina de Inza, Virginia Flores, Carlos Serrano-Clark y en el que, como curiosidad, también figura su hijo, Jon Airas, ejerciendo, precisamente, del hijo de Willy Loman.

El capitalismo y la creciente sociedad del consumo, los principios morales, el machismo, el culto a la estética o los problemas familiares forman parte de un montaje que comienza presentando a Loman como el trabajador modelo; infatigable, ambicioso y dedicado a su empleo. También como un hombre que aspira a escalar en la sociedad y dispuesto a triunfar para seguir posicionando a su familia lo más cerca posible de la clase media-alta.

Sin embargo, en un momento dado, sus esfuerzos van a resultar en vano, su productividad en la empresa va a caer en picado y el éxito va a convertirse en una espiral de fracaso que sólo parece guardar un destino: la destrucción. Lo peor para Loman es que los acontecimientos no sólo se van a complicar en el aspecto laboral, ya que la estabilidad de su familia también parece descarrilar y los secretos guardados a lo largo del viaje de la vida van a ir complicando y desvaneciendo sus sueños hasta sumirlo en una pesadilla.

Okapi Producciones es una compañía relativamente joven que cuenta, al frente, con la experiencia en la producción audiovisual de José Velasco, quien ya con su anterior productora, Mucho Ruido Records, contó con el Teatro Juan Bravo para traer hasta Segovia ‘La Strada’, con Verónica Echegui, y que, desde el nacimiento de Okapi, también tiene al auditorio de la Diputación como uno de los destinos de sus montajes.