El sector de ocio nocturno, disconforme con la nueva normativa

Creen que la nueva posibilidad de abrir terrazas como el resto de bares “no va a valer para nada”

La inversión para adaptar los espacios dentro de los locales se ha perdido con el cambio de reglamentación.
Publicidad

El ocio nocturno se está encontrando con una situación anómala, complicada y en la que las certezas no existen. Tal es así, que este sábado estrenaron otra vez nueva normativa, por lo que el sector debía adoptar nuevas consideraciones para poder abrir sus locales.

La Junta anunció hace unos días que se extendía la medida que forzaba el cierre de discotecas, salas de baile y bares de copas con y sin actuaciones musicales en directo a todos los establecimientos de Espectáculos Públicos y Actividades Recreativas de la Comunidad de Castilla y León. Sin embargo, como novedad y tal y como adelantó este periódico a inicios de semana, el Gobierno autonómico decidió permitir a estos establecimientos la apertura de terrazas al aire libre en las mismas condiciones que el resto de los establecimientos hosteleros.

Esta nueva normativa volvía a cambiar las condiciones del juego a los empresarios de estos locales de ocio nocturno, que han convivido con la incertidumbre normativa desde que el coronavirus hizo aparición.

Ante esta perspectiva, el representante de ocio nocturno de la Agrupación Industrial de Hosteleros Segovianos (AIHS) y dueño de la discoteca Sabbat, José Gabriel Cobos, asegura que esta nueva posibilidad de abrir terrazas como el resto de establecimientos hosteleros “no vale para nada” al sector, ya que su modelo de trabajo está direccionado hacia otro rumbo. “El ocio nocturno va por otro lado, la noche es la noche”, recuerda.

José Gabriel Cobos recuerda que las discotecas y pubs nocturnos se mueven entre las dos y las seis de la mañana, ya que “nadie va a venir a tomar una copa a las ocho de la tarde” ni va a sentarse en una terraza de una discoteca pronto, cuando los bares todavía permanecen abiertos.

En cuanto a los continuos cambios de normativa, reconoce que “se lo están poniendo complicado” al sector y recuerda como la inversión realizada para adaptar los espacios interiores a la anterior normativa que permitía consumir dentro de los locales se va a perder por completo. “Nos vamos a comer la inversión hecha para poder abrir en las condiciones anteriores”, recuerda con indignación.

“El sentimiento del sector con la situación actual es de malestar en todos los sentidos”, afirma, ya que se ven culpados por unos contagios, que recuerda, a menos en Segovia no se han producido dentro de estos locales y que se une a una incertidumbre que “está machacando” al sector.

En la misma línea, el gerente de la AIHS, Francisco Javier García Crespo ‘Miki’, reconoció que desde la organización se va a organizar actos para mostrar su disconformidad ante las medidas adoptadas por lo que realizarán movilizaciones como las acontecidas en varias ciudades de Castilla y León durante la semana pasada.

“Se van a recurrir todas estas medidas por parte de la asociación autonómica”, anunció, mientras recuerda que se va a abrir paso a un periodo de “guerra jurídica” para conseguir echar para atrás estas normas, ya que, aclara, no existe ningún estudio que demuestre que el aumento de los contagiados venga de actividades relacionadas con la hostelería o el ocio nocturno. “Lo único que pedimos es que nos dejen trabajar”, recuerda.