El portavoz provincial socialista, Máximo San Macario (izquierda), junto a otro diputado en un pleno. /KAMARERO

El Partido Socialista exige a la Junta que “pare en su descalabro” y rectifique su “inconcebible” decisión de centralizar la realización de las pruebas PCR en los centros de salud de Segovia, Cantalejo y Carbonero el Mayor. Así lo planteará a través de una moción en el pleno de la Diputación Provincial de mañana, reclamando que se atiendan los derechos del medio rural. El portavoz provincial socialista, Máximo San Macario, explicó ayer en rueda de prensa que “esta decisión vuelve a asestar un nuevo golpe a la calidad de la asistencia sanitaria en nuestra provincia, especialmente en nuestro medio rural”.

“Es inconcebible –señaló– que, por ejemplo, un vecino de Montejo de la Vega tenga que desplazarse 60 kilómetros de ida y otros 60 de vuelta hasta el centro de salud de Cantalejo para realizarse una PCR. Estamos ante una nueva muestra, y ya van demasiadas, de cómo los responsables de la Consejería de Sanidad, con la aprobación del presidente Mañueco, toman decisiones desde sus despachos en Valladolid sin tener en cuenta, ni la realidad de nuestros pueblos, ni el derecho de todos los segovianos a una asistencia sanitaria pública de calidad, independientemente de su localidad de residencia”.

San Macario recordó que, desde principios de noviembre, la Gerencia de Asistencia Sanitaria de Segovia ha decidido centralizar en tres puntos de la provincia de Segovia la realización de pruebas PCR a la población. Así, los pacientes de las zonas básicas de salud de Segovia I, Segovia II, Segovia III, Segovia Rural, San Ildefonso, Navafría, Villacastín y El Espinar tienen que realizarse la prueba en el Hospital General de Segovia. A Carbonero el Mayor tienen que desplazarse los vecinos de las poblaciones de los centros de salud de Cuéllar, Fuentesaúco y Nava de la Asunción, y a Cantalejo, los de Sacramenia, Sepúlveda y Riaza.

Desde el Grupo Socialista opinan que esta medida confirma de nuevo, en plena segunda ola de contagios, “la manifiesta falta de medios humanos en materia sanitaria que tiene nuestra provincia, así como la falta de planificación por parte de la Junta en los últimos meses”. Máximo San Macario afirmó que la lucha contra la pandemia “no puede seguir basándose en el esfuerzo de los profesionales sanitarios, que están dando el 200 por cien, y en restricciones en el acceso a la sanidad por parte de la ciudadanía, que ya ha tenido que soportar consultorios cerrados y ahora se pretende que tengan que hacer largos desplazamientos para la realización de pruebas PCR”.

El portavoz es consciente de que el equipo de Gobierno (PP y Ciudadanos) “negarán la realidad” y “dirán, sin ningún tipo de rubor, que eso no es así”. “Si quieren negar la evidencia que lo hagan, pero no tendrán ningún problema en apoyar nuestra moción para que la Junta no olvide y revierta la decisión, y dote a los centros de salud de la provincia del personal sanitario necesario para que se realicen en ellos las pruebas PCR”, concluyó.