Máximo San Macario
Máximo San Macario durante su intervención. / EL ADELANTADO

El portavoz del Grupo Socialista en la Diputación de Segovia, Máximo San Macario, remarca que la Memoria para la implantación del Servicio de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento (SEPEIS) de la Diputación “no se ajusta al ordenamiento jurídico y ha de ser objeto de una profunda reflexión por parte del equipo de gobierno para modificarla y adaptarla a la legalidad vigente; una legalidad que queda meridianamente clara en la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León que ha anulado el Plan Sectorial de la Junta”.

San Macario explica que las alegaciones presentadas por el PSOE a la Memoria, en las que se insta a la Diputación a cambiar la ubicación del Parque de Bomberos tipo 2 previsto en Palazuelos de Eresma a la zona de Tierra de Pinares y a que todos los Parques cuenten con bomberos profesionales funcionarios.

“Asimismo, en nuestras alegaciones señalamos que los voluntarios actúen solo como colaboradores y que estén dirigidos, organizados y controlados por profesionales, de modo que se garantice que no se infrinjan los principios de colaboración y no sustitución. Además, consideramos imprescindible que la Memoria incluya una información detallada de los gastos de los parques tipo 3A y 3 B, y que se incluya un apartado detallado de la previsión de ingresos que van a financiar el servicio”.

Ubicación

En cuanto a la construcción de los dos primeros Parques, la Memoria prevé dos de tipo 2, uno en Boceguillas y el otro en la finca de Quitapesares (Palazuelos de Eresma), “de modo que dos de los tres parques dotados de bomberos profesionales se encontrarán prácticamente juntos (el de Segovia capital y el de Palazuelos), yendo claramente en contra de lo que el Plan Sectorial mandata y en contra de los principios de eficacia y eficiencia de las Administraciones públicas, así como de la racionalización del gasto público”. “De ahí nuestra propuesta para que el Parque de Quitapesares se establezca en la zona de Tierra de Pinares y se negocie un nuevo convenio con el Ayuntamiento de Segovia para que el Parque de Bomberos de la capital continúe prestando servicio en la provincia”.

Para el Grupo Socialista, la Memoria contiene también claras deficiencias “al querer dotar de responsabilidades y competencias a la hora de asumir tareas de prevención, extinción de incendios y salvamento a parques cuyas actuaciones estaban previstas para ser desempeñadas por personal voluntario”. Precisamente, sostiene San Macario, ha sido uno de los motivos por los que el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León ha anulado el Plan Sectorial de la Junta: los parques no pueden estar compuestos por personal voluntario. “Y el mismo error, la misma ilegalidad que contempla el Plan de la Junta, la contempla la Memoria de la Diputación”.

Un coste por determinar

San Macario explica que la Memoria de la Diputación “únicamente aborda de manera aproximada los costes necesarios para la implantación y puesta en marcha del Servicio de Prevención, Extinción de Incendios y Salvamento (SEPEIS) y los costes de explotación previstos para su funcionamiento anual una vez implantado”.

“Con respecto a los parques tipo 2, la Memoria recoge una previsión de los costes, pero en la misma no existe previsión alguna del coste de funcionamiento de los parques tipo 3A y 3B, pues más allá de la aportación que prevé la Diputación, nada se refleja sobre sus costes, ni sobre cuánto y cómo se financiará el funcionamiento de los mismos”.