Votación de uno de los puntos del orden del día en el pleno semipresencial de este viernes. / El Adelantado
Publicidad

La Corporación municipal aprobó este viernes por unanimidad una declaración institucional acordada por los grupos para solicitar a la Junta de Castilla y León la rehabilitación y puesta en marcha del Hospital Policlínico de Segovia, en la sesión plenaria correspondiente al mes de abril. Una reclamación, presente desde el mismo cierre –hace dieciséis años– de la instalación sanitaria en parte de la sociedad y avivada siempre por la Plataforma en Defensa del Hospital Policlínico, que ahora respalda el conjunto del hemiciclo del Ayuntamiento a tenor de las deficiencias detectadas desde el inicio de la crisis sanitaria provocada por el Covid-19.

El texto suscrito por los cinco grupos municipales tiene como objeto dar forma al compromiso “unitario e inequívoco” del pleno con la reapertura del centro hospitalario de la calle San Agustín, “a la mayor brevedad posible”. Una “reivindicación –argumenta la declaración– que, ante la grave crisis sanitaria que estamos atravesando, cobra una especial actualidad, ya que la virulencia con la que ha golpeado esta enfermedad ha evidenciado, de manera dramática, las carencias y debilidades que atraviesa la sanidad segoviana”.

La traumática experiencia que todavía vive la ciudad como consecuencia del coronavirus y la triste realidad de ser la única provincia de la Comunidad cuyo Complejo Hospitalario cuenta con un solo un centro ha provocado la reacción conjunta de todas las formaciones, “porque los segovianos y segovianas no debemos de carecer de los servicios sanitarios de los que sí disfrutan los ciudadanos de otras provincias, y no merecemos contar con unas tasas de camas y médicos por habitante –las más bajas de la Comunidad– que afectan necesariamente a la calidad de los cuidados sanitarios que reciben los pacientes segovianos”.

Por todo ello, el Ayuntamiento solicita que en los próximos presupuestos autonómicos se incluya una partida económica que permita acometer la rehabilitación y puesta en marcha del Policlínico o, en su defecto, se dote de una segunda infraestructura sanitaria que subsane las carencias asistenciales que tiene la ciudad.

Hasta hace unos meses, la postura del Gobierno autonómico al respecto de una posible reapertura de antiguo hospital era la de una tajante negativa. Sin ir más lejos, el delegado territorial de la Junta de Castilla y León en Segovia, José Mazarías, quiso zanjar el asunto en el último encuentro que mantuvo –en diciembre– con la Plataforma en Defensa del Hospital Policlínico, cuando sentenció que el Gobierno autonómico no tenía previsto ejecutar ninguna inversión en el edificio del recinto amurallado –cuya propiedad, además, no ostenta la Junta–.

No obstante, el pasado 26 de abril –ya en plena crisis sanitaria–, el presidente del Ejecutivo regional, Alfonso Fernández Mañueco, relajaba su postura y se mostraba abierto a “evaluar” la situación del Policlínico, en el marco de un replanteamiento general de los servicios y recursos sanitarios.