El padrón de la capital descendió en 73 habitantes el año pasado

El portavoz socialista, Jesús García Zamora, sostiene que esa cifra indica que se está estabilizando la población de Segovia a pesar del crecimiento vegetativo negativo

292

El pleno municipal aprobará mañana viernes la cifra de población de la capital segoviana a 1 de enero de este año, 51.683 personas, según el padrón, lo que indica un descenso de 73 habitantes respecto al año anterior. El portavoz socialista, Jesús García Zamora, sostiene que ese descenso indica que la población se está estabilizando a pesar del crecimiento vegetativo negativo.

En este sentido, García Zamora ha comentado que en 2018 se registraron 334 nacimientos en el municipio frente a 564 defunciones, “lo que significa que hay más de 200 personas que por motivos naturales dejaron de estar en el padrón de Segovia”.

A pesar de todo el balance es positivo si se tiene en cuenta la población que dejó de residir en Segovia capital por diferentes motivos en 2018 frente a la que se ha establecido en la ciudad en el mismo periodo, según el edil de Economía y Hacienda, Desarrollo Económico, Empleo e Innovación.

Al preguntarle sobre el análisis que hace el equipo de Gobierno sobre el hecho de que Segovia sea la capital de provincia de Castilla y León con la peor evolución de su población en la última década, afirma que “los números dan mucho de sí y en estas cuestiones depende de dónde tomes la referencia. Si es la del último año seguramente que Segovia es de las capitales donde menos desciende la población, si se toma la referencia de hace diez años, es verdad que hay una caída del 9% pero si es desde hace 20 años, que es un periodo tan válido como 10, la pérdida de habitantes se reduce a menos de la mitad, al 4,5%”.

El portavoz socialista ha añadido que el padrón de habitantes del municipio ha permanecido en las últimas décadas entre los 52.000 y los casi 57.000 de 2008, “el punto máximo de mayor crecimiento económico previo a la crisis, y eso estuvo motivado porque una expansión de la economía que necesitaba de mano de obra que proporcionaron terceros países”.

“Cuando llega la crisis, y de la forma tan salvaje que se ha vivido en nuestro país, hay una parte de esa población que cuando lo empieza a pasar mal prefiere pasarlo mal en su casa que fuera de casa. Ese es uno de los motivos. El otro es el crecimiento vegetativo negativo”, recalca.

Hay que señalar que en 2008 el porcentaje de población extranjera en el municipio de Segovia era del 13,34% del total de habitantes, el más alto entre las capitales de provincia de la Comunidad Autónoma y sólo Soria, con el 11,65% se acercaba, ya que el resto no alcanzaba el 10%, según el INE. El porcentaje en el conjunto de la provincia de Segovia era del 12%.

García Zamora considera, además, “que hay políticas que no se tomaron en la época de bonanza económica, que son las relacionadas con un mejor reparto o distribución de la industria en Castilla y León. La Junta siempre ha apostado por dos o tres provincias y a la nuestra, si se ve el último plan, se dedican cero céntimos de euro. Esa es la apuesta que hace”.