Publicidad

El comedor social ‘Casa de la Tierra’, gestionado por la Gerencia Territorial de Servicios Sociales atendió el pasado año a un total de 154 personas, 38 más que en 2018, lo que supone un aumento del 24,6% en el número de usuarios de este servicio asistencial.

Durante 2019, ‘Casa de la Tierra’ proporcionó 15.276 servicios entre desayunos, comidas y meriendas, 4.716 más que 2018, siendo más común la presencia de varones que de mujeres. La gran mayoría no acuden más de una vez al mes al comedor social, según los datos facilitados ayer por la Delegación Territorial.

Este recurso de acción social básica de la Junta atiende en Segovia a las necesidades esenciales de las personas en riesgo de exclusión y a transeúntes sin medios económicos.
A diario, el centro ofrece desayuno, comida y merienda, además de programar otro tipo de actividades de desarrollo de habilidades que favorezcan la inclusión social de los usuarios.

El acceso a los usuarios se hace una vez los profesionales de Servicios Sociales detectan la verdadera necesidad de quien pretende hacer uso del comedor, y si la necesidad es real, el acceso al comedor es inmediato.

Los trabajadores abren un expediente a los nuevos usuarios para crear el PII (Proyecto Individualizado de Inclusión), para garantizar así su proceso de inserción social al facilitar el seguimiento y la coordinación con otras entidades.

El comedor mantiene estrecha colaboración con otras entidades públicas y privadas para la realización de su actividad, como Cáritas o Cruz Roja.

El personal que atiende el comedor está formado por una cocinera, un ayudante de cocina, dos trabajadoras como personal de servicios y la propia directora.