José Luis Concepción y Julio Sanz, durante la Comisión Mixta que acogió el Colegio de Abogados de Segovia.
José Luis Concepción y Julio Sanz, durante la Comisión Mixta que acogió el Colegio de Abogados de Segovia.

El Colegio de Abogados de Segovia trasladan al Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León (TSJCyL) los retrasos como uno de los mayores problemas actuales en la Comunidad y destaca también que en el Registro Civil solamente se atiende con cita previa; además de la demanda colectiva a nivel autonómico de una reforma legal para conseguir la conciliación efectiva de los profesionales. Estas peticiones e impresiones fueron analizadas este martes por el presidente del Consejo de la Abogacía de Castilla y León (CACYL), Julio Sanz Orejudo, y el del TSJCyL, José Luis Concepción, durante la Comisión Mixta que acogió el Colegio de Abogados de Segovia.

La necesidad de conseguir la conciliación efectiva para los profesionales de la abogacía fue una de las demandas que han traslado los abogados a Concepción. Aunque el anteproyecto de ley de eficiencia procesal recogerá la suspensión de procedimientos judiciales por permisos de maternidad y paternidad y los días de Navidad -del 24 de diciembre al 6 de enero- serán declarados inhábiles, los letrados continúan reclamando un avance legislativo inmediato para disfrutar de los mismos reconocimientos laborales que el resto de profesiones.

El Cacyl denunció también que la escasez de equipos psicosociales en la Comunidad continúa siendo un problema de especial gravedad, ya que provoca retrasos de hasta un año en los asuntos de familia, que requieren informes elaborados por los psicólogos y trabajadores sociales que componen este servicio. “Tras años de peticiones por parte de la abogacía, no solamente no se ha hecho nada, sino que ha ido a peor y esto ralentiza considerablemente la administración de justicia”, explicó Sanz, y añadió: “Este retraso afecta a temas muy delicados, como por ejemplo la custodia de los hijos, y en cuestiones relacionadas con los menores hay que pensar principalmente en ellos y no alargar los procedimientos”.

Por otra parte, los abogados de Castilla y León apuestan por la especialización de los funcionarios de los juzgados de las nueve provincias y por la necesidad de disponer de puestos más estables para los jueces. El presidente del Cacyl destacó también que en algunas provincias de la Comunidad las restricciones por motivos sanitarios están afectando al funcionamiento diario de los juzgados, además de que han puesto de manifiesto las carencias de espacios acondicionados para el uso tanto de los ciudadanos como de los profesionales de la abogacía, que en muchas ocasiones deben esperar en la calle.