Publicidad

Con motivo del Día Mundial de la Salud Mental, que se celebra cada año el 10 de octubre, y bajo el lema ‘Salud Mental y bienestar, una prioridad global’, el movimiento Salud Mental España, al que pertenece la asociación segoviana Amanecer subrayó ayer la necesidad de una mayor inversión en recursos para atender la salud mental y reclama que estas inversiones sean una prioridad para las administraciones públicas a todos los niveles.

Con la colocación en el balcón del Ayuntamiento de Segovia de una pancarta identificativa de la salud mental, Amanecer instó a reforzar y consolidar una estructura de atención y prevención en salud mental. “Debido a la Covid-19 este año no hemos podido realizar el tradicional encuentro del Día Mundial de la Salud Mental, lo que no nos resta fuerza y determinación para hacer visibles las aún muchas, por desgracia, necesidades que deben cubrirse en torno a la salud mental de nuestra sociedad”, reivindica su presidenta, Rosario Martín Laguna.

Personajes y representantes públicos como el ciclista Pedro Delgado; los magos Héctor San Segundo e Iván Asenjo; el presidente de la Gimnástica Segoviana, Agustín Cuenca; el cantante del grupo Lujuría, Óscar Sancho o relevantes personajes del ámbito político como el delegado territorial de la Junta de Castilla y León, José Mazarías; la alcaldesa de Segovia, Clara Luquero o el presidente de la Diputación de Segovia, Miguel Ángel de Vicente, se unieron al movimiento asociativo a través de vídeos, en las diferentes plataformas digitales, para ceder su voz y hacer suyas las principales reivindicaciones en salud mental.

Efectos de la pandemia

El movimiento asociativo destacó que la pandemia provocada por el coronavirus ha sacado a la luz, con mayor fuerza que nunca, la fragilidad de la salud mental y la necesidad de prestarle atención urgente. Un informe al respecto, publicado por las ONU el pasado mes de mayo, revela que la pandemia ha puesto de manifiesto “la necesidad de aumentar urgentemente la inversión en servicios de salud mental si el mundo no se quiere arriesgar a que se produzca un aumento drástico de los trastornos psíquicos”.

A ello se suma, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), que una de cada cuatro personas en el mundo ha tenido, tiene o tendrá un problema de salud mental a lo largo de su vida, y que los trastornos mentales serán la primera causa de discapacidad a nivel mundial en el año 2030. El escenario de la salud mental se presenta bastante desolador, si no se ponen en marcha las soluciones y las medidas necesarias, subraya el colectivo.

El lema de este años es ‘Salud mental y bienestar, una prioridad global’. Óscar Sancho habló de un derecho “para todas las personas”. El presidente de la Gimnástica Segoviana, Agustín Cuenca, incidió en la situación actual: “La pandemia ha hecho aún más necesaria que la salud mental se atienda desde todos los ámbitos”. La presidenta de la asociación Amanacer concluyó: “Es necesario promover un modelo de atención comunitaria en el que todas las personas puedan participar y recibir una atención integral”. Por su parte, el atleta maratoniano Javi Guerra, añadió: “Me gustaría mandar todo mi apoyo y solidaridad al colectivo. Es un problema que está sufriendo la sociedad y muchos no se atreven a mostrarlo”.