Las autoridades académicas dieron mensajes ilusionantes a los nuevos alumnos del ‘María Zambrano’. / ALBERTO MORALA
Publicidad

El campus María Zambrano planta cara al descenso de población joven y a la competencia de las universidades de Madrid y vive un repunte de matrícula de un 8 por ciento con respecto al curso pasado.

Hasta el momento y sin que haya acabado el proceso de matriculación, el campus segoviano de la Universidad de Valladolid tiene inscritos 570 alumnos de nuevo ingreso, mientras que el año pasado fueron 523 los que iniciaron carrera.

Los estudiantes de primero que, han protagonizado el lunes, día 9, una jornada de bienvenida, entran a formar parte de una comunidad formada por un total de 2.200 universitarios en el curso 2019-2020.

El vicerrector del campus María Zambrano, Agustín García Matilla considera que incremento un éxito que achaca al esfuerzo realizado por Facultad de Ciencias Sociales, Jurídicas y de la Comunicación, Facultad de Educación y Escuela de Ingeniería Informática que en una acción coordinada con el Vicerrectorado de Campus, “hicieron una intensa campaña de visitas a centros y de puertas abiertas, complementada con algunas acciones innovadoras en redes sociales”. Destaca que la actividad de los tres centros en conjunto logra atraer a Segovia estudiantes de todas las comunidades autónomas y sostiene que la capacidad de tracción radica en “la cercanía, disponibilidad y profesionalidad de su profesorado, sus instalaciones modernas y la gran cantidad de actividades de extensión que ofrece”. El vicerrector y los equipos directivos de las facultades y la escuela que integran el campus presentaron a los nuevos alumnos el abanico de actividades deportivas, artísticas, culturales y solidarias que tiene a su alcance, así como los detalles de los programas académicos y del curso que inician.

Compromiso de la Diputación

El Vicerrectorado de la Universidad de Valladolid en Segovia mantiene la previsión de inaugurar la segunda fase del campus en el segundo cuatrimestre de este curso. Con esta inauguración “el ‘María Zambrano’ se va a convertir en el campus más moderno y de arquitectura más innovadora de España”, señaló el vicerrector Agustín García Matilla quien aprovechó para recordar el compromiso de la Diputación. “Esperamos —dijo— que la Diputación pueda atender a las promesas de ayuda económica que su anterior presidente, Francisco Vázquez, ofreció y que no dudamos de que Miguel Ángel de Vicente, actual presidente, también atenderá. Hay innumerables ideas de colaboración que deseamos poner en práctica vinculadas con el desarrollo de la provincia”.