Dimite el presidente de los hosteleros de Castilla y León

El segoviano Ángel Blasco deja su cargo y la vicepresidenta primera de la agrupación, María José Hernández, asume su papel en funciones hasta la convocatoria de nuevas elecciones

El presidente de la Confederación de Hostelería y Turismo de Castilla y León, el segoviano Ángel Blasco, dimitió de su cargo y la vicepresidenta primera de la agrupación, María José Hernández, asumió su papel en funciones hasta la convocatoria de nuevas elecciones.

Según informó la Asociación Provincial De Empresarios de Hostelería de Valladolid, el acta de la Asamblea General Extraordinaria del 10 de julio de 2018 de la Confederación establece este mecanismo de sustitución hasta que se convoquen elecciones en el tiempo y forma que señalan los estatutos.

El siguiente paso es que el presidente saliente, Ángel Blasco, convoque a la Junta Directiva para presentar formalmente su dimisión, como único punto del día. La decisión deberá ser aceptada por la Junta y pasará a desempeñar el cargo en funciones la vicepresidenta, que procederá a la convocatoria de Asamblea General para elegir al nuevo responsable.

Blasco explicó que su dimisión obedece a una cuestión burocrática que escapa a su decisión personal, pero que aprovechará para “dejar paso a gente más joven” y descansar del intenso trabajado realizado durante la pandemia. Según explicó, la Junta Directiva de la Confederación está formada por dos miembros de la cúpula de la asociación de hosteleros más importante de cada provincia y él, al quedarse fuera de la de Segovia, no puede seguir siendo el presidente de la confederación.