Policia Nacional Comisaria Desinfeccion
Un choche de Policía sale a un suceso. / KAMARERO

Agentes de la Policía Nacional detuvieron el pasado sábado, día 20 de noviembre, a un hombre de 46 años de edad, sin domicilio conocido, por presunta comisión de un delito de robo con violencia-intimidación en una farmacia de la calle Ezequiel González. Este mismo hombre fue detenido solo un día antes, el 19 de noviembre, también como presunto autor de un delito de un robo con violencia-intimidación.

El robo en la oficina de farmacia ubicada en la calle Ezequiel González, número 21, se produjo a las 14:00 horas del sábado, cuando esta persona entró en el local y, tras colocarse al otro lado del mostrador, se acercó a la dependienta. Adoptando un gesto amenazante con su brazo, le dijo que le entregase todo el dinero. La empleada le hizo entrega de un billete de 20 euros que le acababa de dar un cliente, y que aún tenía en su mano; seguidamente esa persona emprendió la huida.

Los datos facilitados por quienes presenciaron los hechos permitieron que, minutos después, se localizase a un hombre que coincidía con la descripción del presunto autor. Tras la elaboración del correspondiente atestado, el detenido, a quien constan numerosos antecedentes policiales, fue puesto a disposición de la autoridad judicial.

Se da la circunstancia de que esta misma persona fue detenida el pasado día 19 de este mes, también por agentes de la Policía Nacional, como presunto autor de un delito de un robo con violencia-intimidación en la carretera de Madrona de la ciudad de Segovia.