Un momento de la actuación de Cuarteto Cosmos, en el escenario de La Alhóndiga. /E.A.
Publicidad

Las XXVII Jornadas de Música Contemporánea celebraron la tarde del sábado su noveno concierto, con esta nueva propuesta que ofrece cada mes a los segovianos una oportunidad de conocer y disfrutar de los mejores grupos y composiciones del panorama musical contemporáneo nacional.

Recuperando un espacio como la Alhóndiga, que el público llenó, el Cuarteto Cosmos ofreció un concierto muy especial, con un enfoque pedagógico, donde contrastaron por un lado dos obras de reciente creación: ‘Cosí mostraste a lei vivi ardori miei’, de la compositora Raquel García Tomás, y el ‘Cuarteto de cuerda número 3: Era’, de Joan Magrané. Por otro lado, dos cuartetos de dos grandes ‘clásicos contemporáneos’: ‘Cuarteto de cuerda número 1, Métamorphoses nocturnes’, de György Ligeti, y el ‘Cuarteto de cuerda número 3’, de Béla Bartók.

El cuarteto mostró una gran compenetración y delicadeza en su interpretación al público, que disfrutó de las posibilidades tímbricas de esta gran formación, estandarte y referente en el repertorio de la música de cámara.

Las XXVII Jornadas continuarán los meses de marzo y abril, con los conciertos del quinteto Azahar Ensemble, el 7 de marzo, a las 19 horas en la Iglesia de San Nicolás, con un programa que gira en torno a la figura de Joaquín Turina; y el Nuevo Ensemble de Segovia, el 25 de abril a las 19 horas, en La Alhóndiga, con un programa de los ganadores del premio que otorga la fundación americana Cintas Foundation.