ayuntamiento ciudadanos rp noemi otero
Noemí Otero, durante una rueda de prensa. / EL ADELANTADO

“Es lamentable que el Ayuntamiento de Segovia exija a los vecinos de la ciudad desbrozar sus fincas privadas y la Concejalía de Medio Ambiente no predique con el ejemplo, dejando los espacios municipales sin limpiar”. Así de contundente se mostró ayer la portavoz de Cs en el Consistorio de la capital, Noemí Otero.

Tal y como comunicó la Concejalía de Medio Ambiente en fechas recientes, “la temporada de peligro alto de incendios comienza el 1 de julio y antes de esta fecha los propietarios deben haber concluido los trabajos de desbroce y limpieza de esos espacios ya que, en caso contrario, pueden enfrentarse a multas de hasta 3.000 euros”.

En este sentido, la edil liberal considera “lógica” la obligación de mantener los espacios ajardinados y las fincas estética e higiénicamente cuidadas, si bien mantuvo que “este requisito es tanto privado como público, por ello el Ayuntamiento debería haber cumplido en tiempo y forma con las exigencias que plantea”.

Por tanto, observa un doble rasero. “Aún encontramos muchos espacios municipales sin adecuar y la situación es todavía peor en los barrios incorporados y en la Entidad Local Menor de Revenga, como siempre, los grandes olvidados”.

Se da la circunstancia de que precisamente estos núcleos dependientes del Ayuntamiento de Segovia concentran la mayor parte de fincas en las que, “por falta de mantenimiento municipal, más ha proliferado la maleza”, explicó la portavoz municipal.

“Si queremos evitar incendios, solicitamos que desde Medio Ambiente agilicen todo lo posible las tareas de desbroce y acondicionamiento de los espacios municipales y que cumplan igual que lo hacen todos los segovianos a nivel particular”, sentenció Otero.