Noemí Otero durante su comparecencia ayer en rueda de prensa en el Ayuntamiento de Segovia. / E. A.

La portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Segovia ha anunciado que su grupo municipal ha solicitado formalmente la disolución de Evisego, la Empresa Municipal de Vivienda y Suelo de Segovia tras analizar durante un año y medio su funcionamiento, comparar su presupuesto de este año con el aprobado ayer en la junta general para 2021 y comprobar “la desocupación manifiesta” de competencias y funciones.

Otero, que compareció en rueda de prensa, informó de que el presupuesto de Evisego para el año que viene aprobado, con la abstención de la oposición, “es calcado del actual”, con una variación de 1.000 euros a mayores por la subida salaria de sus dos empleados. La portavoz de Cs ha indicado que nuevamente se da por buena la estimación de ingresos por alquiler de viviendas municipales que recogían las cuentas cuando se aprobaron hace un año y ni siquiera se ha tenido en cuenta la bonificación a los inquilinos en la cuota mensual aprobada por el Consistorio con motivo de la crisis sanitaria.

En palabras de Otero, “Evisego sigue sin fundamento más allá de gestionar el alquiler y mantenimiento de un edificio de viviendas. No existen proyectos concretos ni objetivos reales cumplidos, por lo tanto, no es necesaria su existencia. Las escasas funciones que lleva a cabo podrían incluirse en el área de Urbanismo o en el de Servicios Sociales”.

Asegura que Ciudadanos apuesta por la transparencia, la eficacia y la eficiencia en la gestión municipal “y Evisego no se corresponde con ninguna de ellas. Únicamente atiende a los intereses partidistas del PSOE, que tristemente –debido al conformismo absoluto en el seno del equipo de gobierno– han hecho cómplices de este desatino a IU y Podemos”, ha sentenciado la portavoz.

Ciudadanos ha registrado la solicitud formal de disolución en el Ayuntamiento junto a una batería de trece preguntas, algunas planteadas en la junta general de la empresa municipal, en las que inquiere sobre sus ingresos reales, cuántos encargos de gestión de enajenación de suelo municipal ha llevado a cabo este año (Otero ya adelanta que ninguno) o por qué se ha retirado de su propuesta de gestión para 2021 la realización de un inventario de suelos y aprovechamientos urbanísticos y el desarrollo de un plan para su gestión y puesta en valor.

Sobre esta ultima, la edil señala que son competencias que ha asumido Urbanismo directamente.

Otras cuestiones que plantea la formación naranja es qué plan de actuación se ha estipulado para reducir la morosidad del pago de alquileres municipales o por qué en el presupuesto de 2021 se recoge una disminución de las pérdidas en el balance de situación “cuando la dinámica de los últimos cuatro años era ascendente”.

El presupuesto de Evisego asciende a 256.000 euros, incluyendo una subvención municipal de 100.000 euros. El 61% se corresponde con gastos de personal y el 11% con intereses bancarios; es decir, 3 de cada 4 euros del presupuesto van a estos dos conceptos.