veronica casado 391
La consejera de Sanidad, Verónica Casado, durante su intervención en Soria. / ICAL

La consejera de Sanidad de la Junta, Verónica Casado, significó hoy que el sistema sanitario presenta debilidades por su “infrafinanciación”, y abogó por fortalecer la Atención Primaria y modernizar la sanidad en su conjunto, ya que la organización tiene más de 30 años y está obsoleta. “No podemos trabajar en el siglo XXI con un sistema del siglo XX”, puntualizó para recordar que el sistema sanitario está amenazado por muchos factores como la despoblación, la soledad y la dispersión de la población.

En este sentido, recordó que es necesario tener en cuenta que no es lo mismo financiar un sistema sanitario con población envejecida y “frágil con alto nivel de cronicidad” que otras con jóvenes, y apostó por “vencer” estas amenazas y otras como el déficit de profesionales.

Casado participa junto a sus homólogos de Aragón, Sira Repollés, y Castilla-La Mancha, Jesús Hernández Sanzen, en una jornada sobre el reto de la asistencia sanitaria en territorios aislados y despoblados en la capital soriana. A pesar de que, en su opinión, es necesario modificar el sistema, aseguró que Castilla y León tiene un sistema de sanidad “sólido y bien planificado”, que hay que “reforzar y reordenar”. “Estamos entre los tres países del mundo con la mejor Atención Primaria posible. No obstante, durante la pandemia la Atención Primaria ha hecho un papel de contención y ha sufrido mucho, por lo que es el momento de poner en marcha las acciones oportunas”, destacó.

Casado aseguró que el análisis de situación está realizado y es el momento de activar las herramientas para contar con un sistema sanitario “más fuerte, más proactivo y que llegue a todas las poblaciones”, insistió.

Por su parte, Sira Repollés, recordó que el derecho a la sanidad es un derecho universal y no se entendería un Plan de Lucha contra la Despoblación sin tener en cuenta el acceso al sistema sanitario de las áreas más despobladas. Es por ello, que abogó por establecer fórmulas y herramientas que permitan vivir en el medio rural y que el acceso a la sanidad sea equitativo en todos los territorios. “El reto demográfico no es sólo nuestro, sino que está en la agenda Europea y en Aragón tenemos un proyecto de ley para la dinamización del mundo rural que pretende dar respuesta a las particularidades de las zonas con baja densidad de población y dar respuesta a la accesibilidad de la sanidad”, expuso.

Por su parte, Jesús Fernández Sanz insistió en que las tres provincias tienen que abordar la modernización de la Atención Primaria en el medio rural porque Europa exige la equidad e igualdad del sistema público de salud. “Tenemos 26 habitantes por kilómetro cuadrado de media en el medio rural y son pocas las ciudades con más de 50.000 habitantes y muchos pueblos con menos de 1.000, por lo que trabajamos en la Ley de Despoblamiento para dar respuesta al problema desde todos los puntos de vista”, puntualizó.

Asimismo, subrayó la necesidad de que el acceso a la sanidad pública sea universal “independientemente de dónde se viva”, y agregó que es necesario trabajar para no cronificar el problema.

Por otro lado, Casado destacó que este encuentro se enmarca dentro de la Conferencia sobre el futuro de Europa, que pretende establecer un debate abierto, inclusivo, transparente y estructurado sobre las cuestiones que afectan a los europeos en su vida cotidiana.