Botas, bolígrafo, libreta y… nuevas tecnologías

Los corresponsales defienden la inmediatez de la información sin perder la calidad del producto periodístico

0

Los corresponsales finalistas del premio de periodismo en memoria de Cirilo Rodríguez, Eugenio García Gascón, Mónica García Prieto y Luis de Vega, situaron ayer el uso de las nuevas tecnologías de la comunicación como un medio y no un fin para difundir información, donde el periodismo de calidad a la hora de contar historias debe ser el eje fundamental para cualquier profesional.

La terna de periodistas participó ayer en la última mesa redonda de las IV Jornadas de Periodismo en lo Global, organizadas por la Asociación de la Prensa de Segovia y la Universidad de Valladolid, por las que han pasado en estos días una amplia representación de los profesionales de los medios de comunicación españoles, así como más de un centenar de alumnos de la Facultad de Comunicación Audiovisual.

En la mesa redonda, moderada por el director de Desarrollo de EL ADELANTADO, Aurelio Martín, De Vega, Prieto y García Gascón disertaron sobre el futuro del periodismo, y los tres coincidieron en manifestar que que en Internet hay un campo abierto importante y que las redes sociales son una potente herramienta de difusión, pero debe de mantenerse a la vez un periodismo de calidad.

En este sentido, el corresponsal del ABC Luis de Vega afirmó que los periodistas “debemos seguir ejerciendo nuestra labor gastando botas, bolígrafos y libretas sobre el terreno, pero sin desdeñar las oportunidades de inmediatez y oportunidad que nos ofrecen las nuevas tecnologías”.

En otro de los espacios de debate abiertos en la mesa redonda, los periodistas realizaron un análisis de la “primavera árabe” que está sacudiendo varios países de esta zona del mundo, y que ellos conocen por trabajar o haber trabajado en ella..

García Gascón, corresponsal del diario”Público” en Jerusalén, señaló que esta ola de protestas supone un punto de esperanza pero hay que ver si, luego, las sociedades están preparadas para la democracia que se quiere exportar desde Ociidente.

Mónica Prieto, colaboradora de El Mundo, Periodismo Humano y Cuarto Poder, ha puesto de manifiesto el problema de “liderazgo político” en estas revueltas populares, debido en gran medida a la “gran represión que ha existido, como se está viendo en Yemen o Siria.

Luis de Vega, que fué expulsado de Marruecos, donde trabajaba como corresponsal de ABC, ha sostenido que los derechos humanos no se compran en un zoco y ha subrayado que hay muchas incógnitas sobre hacia dónde van y dónde quieren llegar algunas sociedades árabes. Asimismo, recordó a los periodistas locales que trabajan en países donde carecen de libertades y acusó al Estado español de ser cómplice de lo que ha ocurrido en Marruecos con los corresponsales.

En la clausura de las jornadas, donde intervinieron el director de Comunicación de Castilla y León, Ángel Losada y la presidenta de la Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE), Elsa González, , ambos coincidieron en asegurar que los corresponsales “ayudan a recuperar la función social del periodismo”. González ha invitado a los profesionales a ejercer un periodismo de calidad para garantizar la democracia, enriquecer a la sociedad y aumentar la autoestima.

En este sentido, las jornadas han concluido que las instituciones deberían ser conscientes del valor que el ejercicio del periodismo tiene para el futuro de la democracia y para la reconstrucción de un sistema económico sostenible. El encuentro ha considerado que el deterioro de la profesión periodística es un reflejo más del deterioro de un sistema que está siendo denunciado por ciudadanas y ciudadanos.

Asimismo considera como imprescindible abrir un debate que permita consensuar unos mínimos que hagan posible el ejercicio de una información de calidad que responda a viejos y nuevos ideales