Piezas escultóricas que componen la colección del Museo en Ayllón.

La villa de Ayllón es un atractivo en sí mismo por todo lo que ofrece en sus calles, rincones y parajes; un municipio de poco más de 1.000 habitantes que además de lo que deja contemplar en un solo vistazo por enclaves tan singulares, permite adentrarse en la cultura haciendo una parada obligatoria en su Museo de Arte Contemporáneo Obispo Vellosillo. Está ubicado en plena plaza del mismo nombre, dedicada a uno de los hijos más ilustres de Ayllón; clérigo nacido en la localidad medieval en el siglo XVI (1567), que llegó incluso a ser nombrado obispo de Lugo. Su sabiduría y labor de mecenazgo fueron las facetas que le hicieron destacar: teólogo formado en la Universidad de Salamanca, este clérigo formó parte de la comitiva española del Concilio de Trento que luchó por reunificar la cristiandad. En esta plaza con tanto significado se ubica el Palacio de Vellosillo, en un edificio postherreriano de planta casi cuadrada en cuya construcción se empleó mampostería, sillar, adobe, madera y teja árabe. Alberga un museo pero el edificio es en sí una joya, de fachada renacentista, declarada BIC en 1974.

EL MUSEO
Este museo nace en el año 1970 gracias a un grupo de generosos artistas que visitaron Ayllón en esta época. Fueron ellos quienes donaron una serie de obras para que este museo pudiera arrancar y ponerse en marcha. En entonces cuando entra en juego el papel del Ayuntamiento de Ayllón, que adquiere el Palacio de Vellosillo a los propietarios del inmueble -dividido en varios- para que las obras donadas tengan un lugar en el que ser expuestas. En sus inicios sería un “teleclub”, pero bajo el lema “un museo para un pueblo”, en 1983, se abrieron las puertas del museo a todos los vecinos y visitantes.

En la actualidad alberga más de 350 obras de pintura y 160 escultóricas que componen una rica colección en el museo. Algunos de los artistas que firman estas obras son de reconocimiento internacional; destaca de entre los primeros donantes de 1970 Barjola, Genovés, Alcain, Alcorlo, Somoza o Amalia Avia. Sus obras se encuentran en dos salas que dan prestigio y engrandecen la colección. Juan Galea Barjola, por ejemplo, fue un renombrado pintor español que acercó el expresionismo abstracto y el informalismo común a artistas como Bacon, Picasso o Kooning.

Arte y cultura en el corazón de Ayllón
El museo cuenta también con numerosas obras procedentes de donaciones particulares, algunos de ellos artistas propios de la localidad, y multitud de obras de fotografía digital.

BECA AYLLÓN
Una particular iniciativa de la localidad para ampliar el catálogo del museo progresivamente fue la propuesta de la “Beca Ayllón”, que ya se ha convertido en una de las señas de identidad del municipio. Se trata de un convenio firmado hace 42 años entre el Ayuntamiento de la villa y la Facultad de Bellas Artes de la Universidad Complutense de Madrid. Este convenio permite a un grupo de estudiantes disfrutar de esta beca cada año: se les sufragan los gastos de alojamiento y materiales empleados durante un mes, para que el grupo de artistas elegidos puedan plasmar sus obras pictóricas o escultóricas, que se exponen posteriormente en una muestra colectiva. Esta se realiza en un marco incomparable, el de la iglesia sin culto de San Miguel, situada en la Plaza Mayor de la localidad. Los trabajos premiados pasan a formar parte del fondo del catálogo del museo.

Para los artistas, que se desplazan a la villa en el mes de agosto, los principales atractivos son los paisajes de colores cálidos, además de la hospitalidad de los vecinos, como declaraban el pasado agosto de 2022 a este mismo diario. Para poder formar parte de este grupo, que no sobrepasa la decena, los alumnos presentan antes los proyectos que piensan desarrollar durante su estancia en Ayllón; los envían y es una comisión la que evalúa las propuestas, que en 2022 ofrecieron esta posibilidad a un total de siete alumnos.

Es así como, durante más de 40 años de programa, se han sumado a la pinacoteca más de 300 artistas, muchos de los cuales hoy gozan de un gran reconocimiento. No faltan tampoco las actividades con los niños para fomentar el espíritu artístico entre los pequeños que viven y visitan el pueblo en verano.

Arte y cultura en el corazón de AyllónEL PALACIO
El edificio alberga además la biblioteca municipal, y acoge también numerosas exposiciones temporales a lo largo del año; pintura, escultura, fotografía, trajes regionales llenan sus salas en las muestras acogidas. Esta es también una manera de incrementar y nutrir los fondos del museo, ya que cada autor que expone en este lugar dona una obra a cambio. Igualmente, se realizan numerosas actividades culturales como danza, teatro, yoga o actuaciones correspondientes al Festival Internacional de Mujeres Creadoras ‘Magdalena Project’. Recientemente, el pasado 19 de mayo y con motivo de la celebración del 50 aniversario de la declaración de Ayllón como conjunto histórico, se instaló en el recinto del Palacio del Obispo Vellosillo un photocall y una máquina de acuñación de monedasconmemorativas y turísticas.

El Palacio ha acogido durante varios meses la Escuela de Música mientras su ubicación original estaba en obras, por lo que la cultura impregna sus paredes de principio a fin.