Estado de las obras del solar en el que se está construyendo el Palacio de Justicia. / KAMARERO
Publicidad

La subdelegada del Gobierno en Segovia, Lirio Martín, hace suyo el carácter social de los presupuestos: “Hay que dar prioridad a las personas sobre las infraestructuras”. Esgrime la reciente inauguración de la SG-20 y pone en valor la inversión principal: seis millones de euros para el Palacio de Justicia como un edificio “que va a dignificar el trabajo de la administración de justicia y la atención de los ciudadanos”. El Parral o el Teatro Cervantes completan el proyecto, aún provisional, que aplaza muchas asignaturas de futuro en la provincia y relega infraestructuras.

El Teatro Cervantes recibe 844.720 euros, menos de una décima parte de los 11 millones en que está valorado el proyecto definitivo. Esas partidas quedarán para próximos ejercicios, pero el que debe erigirse como gran referente de la cultura segoviana no estará listo hasta 2024. Una vez aprobado el proyecto por la comisión de Patrimonio de la Junta de Castilla y León en enero, será el Ministerio de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana el que lo costee íntegramente pese a que el suelo es de titularidad municipal. Las obras tienen una duración prevista de 42 meses, por lo que deberán costearse con las partidas de los próximos cuatro ejercicios. Para entonces se esperan cuantías superiores. Martín habla de una “partida económica importante” y destaca la importancia del recurso. “Es una apuesta necesaria por la cultura de una ciudad donde la cultura es motor de la economía”.

La restauración del retablo de la capilla mayor de Santa María de El Parral y de los cenotafios, paralizada en los tribunales, entra en los presupuestos con la mitad de dotación de la prevista inicialmente por el Ministerio de Cultura: de 872.894 a 349.000 euros. El monasterio, designado como monumento histórico-artístico, acoge a la única comunidad de jerónimos en el mundo y la reparación de sus cubiertas, concluidas el año pasado, costó 1,8 millones. La Real Fábrica de Cristales de La Granja recibe 400.000 euros en una “apuesta por ese círculo empresarial y artístico que representa”, subraya la subdelegada.

La ‘España vaciada’

Pese a que la variante de San Rafael es una ausencia destacada, Martín reivindica la inversión en carreteras. “Aquí tenemos una SG-20 que hemos inaugurado en julio y se va a mantener la inversión en conservación para tener una Red de Carreteras del Estado lo más digna posible”. El proyecto pactado por PSOE y Podemos deja fuera el vial de conexión entre la circunvalación y los polígonos, previsto en un principio, pero Martín asegura que no es una decisión firme. “No aparece, pero como estamos un proyecto de presupuestos, lucharemos a través de las enmiendas para que se pueda reconocer ese vial”.

A la ‘España vaciada’ se la asiste mediante Mecanismo de Recuperación y Resiliencia Europeo, con 293 millones para toda Castilla y León. No hay partidas provinciales porque su asignación depende de la presentación de proyectos por parte de las entidades locales. ¿Es suficiente? “Es una apuesta por la ‘España vaciada’, que pocos recursos ha tenido en los últimos años. Es un reconocimiento de las necesidades que se plantean”, replica la subdelegada, que menciona un “importante” plan de digitalización. “Hay que tener en cuenta las deficiencias que ha puesto de manifiesto la pandemia en el ámbito educativo y hay que atender a las escuelas rurales”.

El proyecto aumenta partidas como las becas a estudiantes (6,8 millones irán destinados a los de Segovia) y la lucha contra la violencia de género (300.000 euros para la provincia) destinados directamente a los ayuntamientos. Ante la emergencia sanitaria, el corto plazo es la filosofía imperante para limitar al máximo las heridas de la crisis. Las infraestructuras, paradigma del largo plazo, tendrán que esperar. En época de carestía económica, Segovia espera su turno.

Postigo ve “mentiras” en las cuentas : “Segovia está desaparecida”

La Presidenta del PP de Segovia, Paloma Sanz, junto con el resto de parlamentarios nacionales -el diputado Jesús Postigo y los senadores Pablo Pérez y Juan José Sanz Vitorio– analizaron ayer el proyecto de Presupuestos Generales del Estado 2021, que, a su juicio suponen “más gasto, más déficit, más deuda, más impuestos y más desempleo”.

Paloma Sanz criticó unos Presupuestos “irreales y desfasados”, ya que “en un entorno de destrucción económica sin precedentes, el Gobierno dice que la economía española crecerá el año que viene un 9,8% y que los ingresos serán los mayores de la historia. Ningún organismo comparte esta fantasía de estos nuevos brotes verdes. Las previsiones económicas sobre las que se basa el proyecto de presupuestos son falsas, irreales y engañosas”.

Para el diputado Jesús Postigo, “estos son los presupuestos de la mentira, del engaño y del cuento chino y por ello, Segovia está desaparecida de los mismos”. Ha asegurado que sólo 7 de los 22 ministerios invierten en esta provincia.

Postigo lamentó que las inversiones del Palacio de Justicia o del Teatro Cervantes sufran un retraso: El primero estaba previsto que concluyera en 2021 y tiene consignación presupuestaria hasta 2023; y el segundo que debería finalizar su rehabilitación en 2022 lo hará en 2024.

El diputado matizan que la inversión real en la provincia de Segovia es de 17,9 millones, pues el resto va para concesiones de mantenimiento de carreteras, trenes y demás que ya estaban incluidas años anteriores. Y espera que 590.000 euros que incluyen las cuentas para los años 2022, 2023 y 2024 y están sin definir, dentro de la Dirección General de la Guardia Civil, sean para la dotación de un nuevo cuartel a La Lastrilla.

Postigo lamenta que solo figuren 100.000 euros para la variante de San Rafael, algo que “desde el PSOE siempre han exigido al PP cuando gobernaba”. También echa en falta alguna consignación presupuestaria para las murallas de Cuéllar o de Segovia, la conexión de la SG-20 con la Estación del AVE o la mejora del vial interpolígonos o la Base Mixta.

Pérez, portavoz del PP en el Ayuntamiento de Segovia, ha tildado las cuentas de “absolutamente decepcionantes para la ciudad y muy conservadoras”. Ya que según ha indicado “sólo encontramos una pequeña cantidad para el Teatro Cervantes y una partida para continuar con el proyecto del edificio de los Juzgados, una obra que ya está en marcha y que es necesario que se avance en ella. Y precisamente por esto, creemos que la inversión que se va a destinar a este edificio es insuficiente”.