Policia Nacional Comisaria
Comisaría de la Policía Nacional en Segovia. / KAMARERO
Publicidad

La Policía Nacional alerta de un nuevo modo de acceso a las viviendas para cometer hurtos. Con este método, falsos fontaneros acceden a los domicilios con la excusa de revisar tuberías y cañerías. Una vez en el interior de las viviendas, aprovechan cualquier descuido del propietario para sustraer dinero en efectivo o joyas.

Se trata de una variante de otro método ya conocido, con el que los autores se hacen pasar por personal que revisa el gas o las instalaciones eléctricas para cometer hurtos en las viviendas en momentos de descuido de los ocupantes.

Desde la Policía Nacional se recomienda seguir una serie de consejos evitar ser víctima de este tipo de delitos. Así, piden a los ciudadanos que no dejen entrar en sus domicilios a ninguna persona hasta que acredite quién es y el motivo de su visita. Del mismo modo, recuerdan que en los casos de butano la revisión obligatoria del gas debe realizarse cada cinco años y nadie puede imponer una antes de cumplirse ese plazo, salvo modificaciones en las instalaciones. Además, generalmente la compañía con la que se tiene contrato el suministro llama al usuario con anterioridad para avisarle de la fecha de la revisión.

La Policía Nacional también pide a los usuarios que, en caso de duda, llamen a la empresa suministradora del servicio, bien sea agua, electricidad o gas, pero nunca utilizando los números de teléfono aportados por los propios operarios.

Asimismo, recuerdan mantener una postura de desconfianza racional ante toda persona desconocida que llame a la puerta del domicilio y recomiendan no abrir en caso de dudas. Por último, aconsejan llamar al 091 si se considera conveniente para que agentes de la Policía Nacional se personen en el domicilio.