Segovia, al igual que el resto de Castilla y León, tiene un alto porcentaje de población con más de 65 años. / Nerea Llorente

Al menos 9.200 mayores de 65 años vivían solos cuando se declaró el estado de alarma por la crisis sanitaria del Covid-19, según la última información publicada por el Instituto Nacional de Estadística (con datos de 2019), que también indica una mayoría de mujeres de este tramo de edad viviendo solas, 5.700 frente a 3.500 hombres.

En el conjunto del Estado, la forma de convivencia más común en las personas de 65 o más años es en pareja sin hijos en el hogar (40,7%) seguida de solas (22,5%) y en pareja con hijos en el hogar (19,1%).

Sin embargo, entre las personas de 85 y más años (sin considerar las que viven en residencias de mayores o instituciones similares) lo más frecuente es que vivan solas, el 34%, según la misma fuente.

Precisamente, algunos programas puestos en marcha por las administraciones públicas, pero también por grupos ciudadanos como Voluntarios Covid-19 o sus propios vecinos, es dar apoyo a las personas mayores que viven solas, desde lo más básico, como llevarles a casa alimentación y medicinas, a interesarse por su salud vía telefónica y mantener conversaciones con ellos para que no se sientan aislados y abandonados.

En total, en la provincia vivían solas antes de que se adoptaran las medidas de confinamiento o distanciamiento social en torno a 17.400 personas.
Además de las 9.200 con más de 65 años, destacan, por tramo de edad, los 2.900 entre 55 y 64 años; seguidos de los 2.800 entre 45 y 54 años, 2.000 de 35 a 44 y 600 entre 25 y 34.

Por otra parte, únicamente 800 ciudadanos extranjeros residentes en la provincia viven solos, 500 de ellos son varones y 300 mujeres.

Monoparentales

Por otra parte, el INE indica que en Segovia hay 10.600 hogares monoparentales; es decir formados por un solo adulto y al menos un menor.

Entre estos hogares donde no hay una convivencia de pareja destacan los 6.100 en los que al frente está una mujer frente a los 4.500 en los que lo es un hombre.

El pasado mes de febrero, un estudio elaborado por la consultora AIS Group en base a sus indicadores Habits sobre el riesgo de pobreza infantil señalaba que un 15% de los menores de 16 años de Segovia estaba en riesgo de pobreza. Se trata del porcentaje más bajo de Castilla y León, donde la media se sitúa en el 19% y es, a su vez, uno de los más bajos del Estado español.

Recientemente, el relator de la ONU para la extrema pobreza, Philip Aston, puso de manifiesto que las cifras de población infantil en riesgo de pobreza en España están muy por encima de lo que cabría esperar. De hecho, de acuerdo con el último umbral publicado por el INE, el 26% de los niños españoles residen en un hogar en riesgo de pobreza. Esto es aproximadamente 1 de cada 4.

La información del INE indica que en Segovia hay 3.300 hogares en los que conviven personas que declaran que no tienen parentesco ni mantienen una convivencia de pareja. Destacan los 1.100 en los que las edades de los residentes se sitúan entre los 15 y los 24 años.