09 01 JAI 0672 web
Los jóvenes pintores posan ante la fachada de San Quirce antes del acto inaugural. / JAIME GUERRERO

Sin deshacer aún las maletas, los alumnos que forman parte del Curso de Pintores Pensionados en su edición de 2021 recibieron el primer abrazo de la ciudad a la que en los próximos 22 días dedicarán su talento artístico en el acto inaugural del curso, que tuvo lugar en la sede de la Real Academia de San Quirce.

El acto inaugural fue presentado por el director de la Real Academia de San Quirce, Rafael Cantalejo, que en su intervención inicial puso de manifiesto la importancia de recuperar la normalidad tras un año en el que la pandemia hizo imposible la organización del curso, y expresó su deseo de que todos los alumnos “regresen a sus casas el próximo 23 de agosto con la misma buena salud que hoy presentan”. Para ello, señaló que la organización pondrá todo su empeño en cumplir y hacer cumplir toda la normativa sanitaria exigida.

Cantalejo se dirigió a los alumnos para ‘vender’ el amplio bagaje paisajístico de Segovia que les permitirá poder desarrollar toda su creatividad a la hora de plasmar en sus lienzos rincones y paisajes de la capital y de la provincia. Además, hizo votos para el éxito en la tarea de la nueva coordinadora del curso Susana Vilches, que se estrena en este cargo en un año de especial dificultad.

También aprovechó su intervención para dirigir un mensaje a los representantes de las instituciones en el que pidió la recuperación del patronato rector que durante muchos años se encargó de organizar y gestionar el curso; con el objetivo de acabar con “los quebraderos de cabeza e incertidumbres” que la Real Academia ha de afrontar año tras año para sacar adelante esta iniciativa.

La actividad de los alumnos comenzará mañana con una visita ‘Extramuros’ que realizarán de la mano del académico y excoordinador del curso Juan Antonio del Barrio, que encaminará los pasos de los alumnos por los valles y alamedas de los ríos Eresma y Clamores y el cinturón verde.

El martes día 3, la visita de los alumnos será vespertina e ‘Intramuros’, que será guiada por el académico de mérito y cronista de la ciudad Antonio Ruiz, que con sus conocimientos sobre el urbanismo de la ciudad guiará los pasos de los alumnos por los entresijos de Segovia hacia adentro de sus murallas. La visita finalizará con la acogida de los pintores en la casa de María Alonso-Villanueva, defensora participativa del curso, como lo fue su abuelo, en las canonjías, donde podrán disfrutar de los eternos atardeceres de Segovia.