Los quintos del ‘Despelleje’ en el día de la traca del año 2019. / E.A
Publicidad

Los quintos del año del coronavirus: Adrián Herranz, Daniel González Turrero, Daniel González Escanciano, Raúl Higuera, Luis Ferrón, Sergio Gete, Rubén de las Heras, Alberto Díez, Roberto Gómez, Manuel Sebastián, Javier Ayuso, Juan Carlos Alonso, Jorge María, Alejandro García, Juan Ahijado Gabriel Romano y Alejandro Fraile. Estos 17 chavales nacidos en el año 2000 debían de haber cumplido su sueño de pisar el albero de la Plaza de Toros de El Espinar en la tarde de ayer, ataviados con sus camisas blancas y pañuelos rojos y acompañados durante el paseíllo por sus manolas.

Los quintos del año 2020 durante diferentes momentos de las fiestas del año 2019. / E.A

El coronavirus se ha llevado por delante planes, ilusiones, vidas… y para estos 17 espinariegos se ha llevado su año, el año que llevaban esperando desde que sus madres les llevaban al parque para jugar a los toros, cogiendo las ramas de los árboles como si fueran garrotas y utilizando las chaquetas de capotes. “Sabemos que las fiestas ahora son lo menos importante, pero a nosotros el Covid-19 nos ha arrebatado todo por lo que llevamos soñando desde niños. Una sensación de rabia, de pena y de tristeza se ha apoderado de nosotros desde que el Ayuntamiento nos informó de que no habría fiestas en honor al Santísimo Cristo del Caloco. “Ahora nos toca ser responsables y esperamos que en algún momento podamos cumplir nuestro sueño”, explican desde la quinta ‘El Despelleje’.

Final de una tradición

Tradicionalmente, en El Espinar los jóvenes de 20 años son los protagonistas de las fiestas celebrando su año de quintos. A raíz de la suspensión de las fiestas de este año se ha generado mucha polémica en la localidad con qué pasará con esta tradición. ¿Se retrasa todo un año o los quintos del 2020 y del 2021 se juntan? La polémica está servida y las opiniones, para todos los gustos. “Sabemos que es una situación complicada y que todo el pueblo va a opinar, pero la realidad es que los protagonistas somos nosotros. Nosotros y los quintos del año que viene estamos de acuerdo en que cada uno debería de tener su año. Pensamos que este tema sólo deberíamos de decidirlo entre nosotros y con el Ayuntamiento. Sabemos que retrasar todo un año implicaría un cambio en una tradición centenaria, pero pedimos a todos los que opinan que se pongan en nuestra piel. Nuestra idea es plantear la situación al Ayuntamiento y que ellos decidan pero nosotros y los quintos del 2021 tenemos claro lo que nos gustaría”, opinan los quintos del 2020.

Pase lo que pase los 17 del ‘Despelleje’ vivirán la emoción de bajar al Cristo de su Ermita, de correr por las calles con los Gigantes y Cabezudos, de torear en el coso espinariego y de sentirse los ‘reyes’ del pueblo en los nueve días de fiestas. “Juntos venceremos al coronavirus y todo volverá a la normalidad”, concluyen.