Sin diligencias por incumplir la normativa sobre ocio nocturno

La provincia de Segovia no contabiliza ninguna propuesta de sanción en el primer fin de semana en el que se aplica la nueva legislación impuesta por la Junta de Castilla y León para controlar al coronavirus

El sector de la hostelería es uno de los más castigados por la crisis del coronavirus.
Publicidad

La provincia de Segovia no registró ninguna propuesta de denuncia por incumplir con la nueva normativa sobre ocio nocturno impuesta por la Junta de Castilla y León para controlar la propagación del coronavirus.

De esta forma, tanto desde la Subdelegación del Gobierno como desde el Ayuntamiento de Segovia aseguraron no haber tenido conocimiento de ninguna acción en este sentido e incluso aseguraron que los distintos cuerpos manifestaron que el cumplimiento fue completo.

Por tanto, esta medida, aunque fue duramente criticada por el sector de ocio nocturno, fue cumplida por los locales.

Sin embargo, tal y como denunciaron desde la AIHS que podría pasar al ser preguntados por la limitación desde este periódico, diversas fuentes informaron de varios grupos de jóvenes que tras el cierre de los locales se dispusieron a hacer botellón, en entre otros lugares la zona de la Hontanilla.

La Junta de Castilla y León anunció la semana pasada su decisión de limitar, aún más, las condiciones que rigen el ocio nocturno de la Comunidad. De esta forma, el vicepresidente del Gobierno autonómico, Francisco Igea, reveló que estos locales solo podrán abrir hasta las 1,30 horas, momento en el cual no se dejará que se produzcan nuevos accesos a los locales, que deberán cerrar sus puertas media hora después, a las 2 horas.

Respecto a las denuncias por no llevar puesta la mascarilla, Segovia registró durante la pasada semana un total de 116 propuestas de sanción.

Segovia ha sido la provincia donde más diligencias se han abierto por este motivo de toda Castilla y León, y es seguida por Ávila 105; Zamora con 96; Valladolid con 92; Salamanca con 85; Burgos con 69; León con 68; Palencia con 42 y, por último, 10 en Soria.

El total de propuestas de denuncia en Castilla y León en la última semana sobre ciudadanos que no llevaban mascarilla pese a ser obligatorio en la Comunidad se elevó a 683 (894 la pasada semana), según informaron fuentes de la Delegación del Gobierno.

En concreto, del total de denuncias 553 fueron formuladas por la Guardia Civil y 130 por efectivos de la Policía Nacional entre el 27 de julio y el 2 de agosto.

La mascarilla es obligatoria en Castilla y León desde mediados de julio. Su uso es requerido en los espacios públicos sin importar si se respeta la distancia interpersonal de un metro y medio para todas las personas mayores de seis años en la vía pública, en los espacios al aire libre y en cualquier espacio cerrado de uso público o abierto al público, con independencia del mantenimiento de la distancia física interpersonal de seguridad.