Los Reyes Magos en Coca. / NEREA LLORENTE

Los Reyes Magos de Oriente recorrieron un año más la provincia para recibir las peticiones de los más pequeños, y consiguieron con su magia que se olvidaran de un año diferente debido al coronavirus.

En Torrecaballeros, fueron recibidos por el alcalde, que les dio la bienvenida y luego pasaron a dirigirse a los niños uno por uno. Los pequeños recibieron mensajes personalizados leyendo sus cartas y todo el pueblo pudo ver a los magos, ya que el acto se retransmitió por el canal de YouTube, para evitar el contacto físico.

En Fuenterrebollo, los Reyes Magos participaron ayer en la eucaristía celebrada en la ermita de San Roque, al igual que en Cantimpalos, donde asistieron a la misa solemne, amenizada por el coro juvenil parroquial. El día anterior, Melchor, Gaspar y Baltasar fueron recibidos por la corporación municipal, que pidió a Sus Majestades, salud y paz para todo el mundo. Los Reyes saludaron después desde el balcón consistorial a todos los vecinos y leyeron una carta a los niños.

También llegaron cartas a los niños de localidades como el Real Sitio de San Ildefonso y Navalmanzano, y tuvieron tiempo para pasarse también en una noche mágica por los municipios de Trescasas y Espirdo.