El presidente de la Asociación Los Pueblos más Bonitos de España, Francisco Mestre, y el presidente de la Asociación Española de Municipios de Montaña, Marcel Iglesias han llevado a cabo una primera toma de contacto para tomar decisiones encaminadas a la necesaria revitalización del medio rural y la protección de los pueblos de montaña. Es la respuesta de parte de la España vaciada ante la pandemia.

Ambas asociaciones buscan avanzar en el diseño de políticas y de nuevos programas que permitan restaurar los sistemas productivos locales, fomentar nuevas oportunidades empresariales, redefinir las formas de relación entre el mundo rural y las ciudades, así como luchar contra la despoblación que sufre la mayor parte de estos municipios. Con esta reunión, se abre una vía a la colaboración entre ambas asociaciones que juntas reúnen a cerca de 400 pueblos, todos con un patrimonio cultural e histórico único.

Las medidas en las que van a trabajar conjuntamente ambas asociaciones van destinadas a que puedan afrontar el grave problema de la despoblación, sobre todo en los pequeños municipios, donde una fiscalidad diferenciada, un impulso a la economía circular y servicios en igualdad de condiciones, así como ayudas para mejorar las telecomunicaciones (en muchos de los pueblos, faltan incluso cajeros automáticos) y para afrontar el varapalo en el sector turístico que muchos de estos pueblos han sufrido debido a la pandemia.

“La mayoría de los pueblos más bonitos de España son también pueblos de montaña”, subrayó Iglesias. “Ambas asociaciones vamos a trabajar juntas hacia proyectos que puedan beneficiar a nuestros pueblos de la España de interior intentando ser su altavoz”. Para Mestre, existe una “urgente necesidad de que en nuestros pueblos se adopten medidas efectivas para hacer frente al problema de la despoblación, teniendo un especial cuidado en la correcta aplicación de los fondos que vienen desde la UE, más ahora cuando la pandemia ha obligado a limitar, o incluso cerrar, gran parte del tejido productivo de estos bellos pueblos: el turismo”.

La Asociación Los Pueblos más Bonitos de España, que ya cuenta con 104 localidades únicas, nace de la convicción y necesidad de poner en conocimiento de todo el mundo los maravillosos pueblos que salpican la geografía española. El objetivo es promocionar los pequeños municipios, preferentemente rurales, agrupados bajo una misma marca de calidad, a través de las acciones de promoción y eventos culturales que la asociación emprende tanto dentro como fuera de España. Esta red engloba lugares de gran belleza y personalidad que destilan historia y cultura a la par, villas marcadas por la tradición que el viajero podrá disfrutar al recorrer sus caminos y mezclarse con los lugareños.