Segunda jornada de la unidad de antígenos en Cuéllar
Segunda jornada de la unidad de antígenos en Cuéllar.

El pabellón polideportivo de la villa de Cuéllar recibía una vez más a los profesionales sanitarios de la unidad móvil de antígenos que la Junta de Castilla y León ha vuelto a poner a disposición de la vecindad en el municipio. Desde las 10.00 horas, los profesionales recibieron a los vecinos que, por presencia de síntomas, quisieron comprobar si eran portadores de covid. 

Los datos proporcionados a la finalización del horario dispuesto revelaban un total de 36 casos positivos de los 287 test de antígenos realizados. En esta segunda jornada han descendido considerablemente el número de pruebas y, por tanto, los casos positivos. El pasado lunes se realizaron 449 pruebas y se detectaron 75 casos positivos. Como manifiestan las cifras, a esta segunda convocatoria han asistido poco más de la mitad que a la primera, lo que deja una baja respuesta vecinal, aún más baja si se compara con la cantidad de pacientes que abarca la zona básica de salud de Cuéllar: casi 14.000 tarjetas sanitarias. 

De nuevo, la jornada ha estado marcada por un goteo de vecinos irregular e intermitente, que han asistido de manera ordenada a realizar su prueba; dada la respuesta, no se han acumulado pacientes en ningún momento de la jornada.. Como el pasado lunes, la mayoría acudía para aclarar test de antígenos positivos realizados en sus hogares, o motivados por haber conocido un contacto estrecho positivo. Como en la jornada anterior, los vecinos de la zona básica de salud de Cuéllar facilitaron los datos de contacto y, realizado el test, han recibido un  mensaje con el resultado en su teléfono móvil a las pocas horas. Con esto, los 36 casos positivos procederán a su aislamiento para evitar seguir propagando el virus, que sigue difundiéndose con velocidad en todo el territorio.

Este martes, 18 de enero, la unidad móvil de detección de covid se desplazará hasta el pabellón polideportivo San Luis de La Granja de San Ildefonso, también desde las 10.00 y hasta las 18.00 horas. El dispositivo procederá de la misma manera, realizando test a todas las personas residente en esa zona básica de salud. Esta medida de refuerzo para hacer frente al covid en esta sexta ola pandémica se despliega en zonas en las que la alta incidencia de la infección SARS-CoV-2 así  lo recomienda, pero no tiene el carácter de cribado masivo.