Reactivar el turismo es el objetivo común del CIT. /C.N.
Publicidad

La edil de Turismo, Maite Sánchez, daba a conocer la semana pasada sus intenciones de recuperar el antiguo CIT, Centro de Iniciativas  Turísticas, que nació en el año 2008 . El motivo por el que solo se convocó a algunos restauradores, hosteleros y comerciantes, fue conocer qué ocurrió para que desapareciera este colectivo, y por eso solo se ha contado con los que inicialmente formaron ese grupo. Desde la Diputación de Segovia se reclamó al Ayuntamiento todo aquello que el CIT había llevado a cabo: juntas, tesorería y datos de toda la actividad que aquella asociación desaparecida llevaba cabo; la institución quería conocer la dinámica de este CIT. Para la concejal fue una sorpresa y reconoció que a pesar de haber trabajado en Turismo varios años, no conocía de su existencia. Por eso, la reunión se orientó a los primeros integrantes del CIT. La edil explicó que las bases de constitución de esa asociación eran “realmente interesantes”, y que hubieran podido ser “un propulsor y dinamizador del turismo de Cuéllar”.

Este es el objetivo que se han marcado en la primera de las reuniones, sacar adelante de manera colectiva un colectivo que agrupe a todos los sectores implicados en el Turismo de Cuéllar. Por eso, la intención es que en la segunda reunión, convocada el 2 de marzo, estén presentes todos los hosteleros, empresarios, comerciantes y restauradores de la localidad, para poner en marcha esta iniciativa con el apoyo incondicional del Ayuntamiento; “las puertas del Ayuntamiento están abiertas”, comentó Maite Sánchez. El objetivo antiguo y el nuevo se mantienen: interesarse por el Turismo local, promoverlo y reactivarlo con propuestas comunes y apoyados por lo institucional, el Ayuntamiento. La concejal aprovechó para mostrar su opinión y añadir que “es muy triste lo que ha sucedido con este Centro de Iniciativas Turísticas porque a la hora de llamar a establecimientos implicados nos encontramos que muchos de ellos ya habían cerrado, desaparecido o cambiado de manos”. Por eso, con los que sobreviven, se va a empezar a funcionar de una manera activa.

Uno de los sectores más castigados en Cuéllar es el del comercio, y por eso, los comerciantes de la localidad presentes en la primera reunión, apostaron por un impulso conjunto que acabe con la inactividad comercial existente en Cuéllar.