12 1 nava mural 8m
Parte del mural realizado en la localidad navera. /A.M.

La palabra y la pintura han tomado la calle para manifestar los derechos de la mujer a través de sentimientos y emociones por escrito, en el Día de la Mujer en Nava de la Asunción. La celebración ha mantenido su significado violeta con la entrega de lazos solidarios y mochilas entre los alumnos con el texto ‘nadie es + que nadie’. También en la biblioteca municipal se ha abierto un espacio denominado ‘rincón violeta’, de libros, folletos e información directa sobre la lucha de la mujer por conseguir la igualdad de género.

Durante el pasado fin de semana, más de sesenta personas, en su mayoría mujeres, participaron en la realización de un mural, ensalzando los valores de la mujer a través del tiempo con una mirada actual. Es una obra colectiva dirigida por el pintor Román Linacero ‘Momán’, en colaboración con Gloria Campillo, en la que los participantes han construido frases llenas de sentimientos y admiración por los valores que han representado sus abuelas, madres, hijas, hermanas, maestras y algunas escritoras.

Toda una expresión de emociones guardadas, que esta oportunidad ha abierto la puerta a contarlas públicamente en reconocimiento a la valentía de tanta lucha y sufrimiento en tiempos difíciles por sacar la familia hacia adelante con toda dignidad, en muchas ocasiones solas sin la presencia del marido muerto en la guerra, en la cárcel o en una cuneta. Frases cargadas de recuerdos y emociones que cruzaron la línea del tiempo. Cartas de mujer a mujer cargadas de sentimiento y admiración.

Textos que llenan los dibujos de este mural colectivo y que los propios participantes han realizado dando color y escribiendo sobre los veinticuatro módulos que conforman este mural del que cada participante reconoce su propia aportación personal. Mural que será colocado a la entrada del parque municipal y que cuenta con unas dimensiones de cuatro metros de alto por siete de largo.

Linacero se mostraba satisfecho de la respuesta encontrada y del resultado, que “está por encima de los aspectos artísticos del diseño, porque hay una capa emocional y no hubiera sido posible llevarlo a cabo sin esta extraordinaria participación de horas y horas dedicadas para que quedara así de bonita”. “Es una obra comunitaria que sugiere una visión general, que habla de esperanza, donde están representadas toda la diversidad de mujeres, desde esta gran mujer del dibujo que mira con los prismáticos hacia adelante, dando la sensación de un futuro optimista, hasta esa mujer rural que está en primer plano labrando la tierra, que es el propio pelo de esa otra gran mujer que de alguna manera sostiene a todas”, mantiene Román Linacero.

Esta actividad ha sido promovida por el Ayuntamiento navero aprovechando la cantidad de euros que se destina a los municipios dentro del Pacto Social contra la violencia de género que concede el Ministerio de la Presidencia, Relaciones con las Cortes e Igualdad, para realizar actividades que fomenten la igualdad y que en esta ocasión los responsables del equipo de Gobierno decidieron destinar a este mural comunitario.