Los Bomberos sofocan el fuego producido en una de las calderas de la resinera de Coca, Luresa Resinas S.L. / Nerea Llorente
Publicidad

Las llamas protagonizaron la tarde del pasado lunes en la zona de Tierra de Pinares. En la localidad segoviana de Santiuste de San Juan Bautista, una vivienda quedó calcinada al iniciarse un fuego en la cubierta de la misma que afectó, también, al interior de la residencia. Los hechos ocurrieron alrededor de las 18.20 horas, momento en el que el Parque de Bomberos de la Comunidad de Villa y Tierra de Coca recibió el aviso. Hasta allí se desplazaron cuatro operarios en dos vehículos a los que, tiempo después, se sumaron varios efectivos del cuerpo de Bomberos de Segovia.

Posteriormente, el Parque de Bomberos de Coca recibió un segundo aviso, sobre las 20.50 horas, relacionado con un fuego en la fábrica de resinas del municipio, Luresa Resinas S.L., con más de medio centenar de trabajadores en plantilla. En ese momento, los operarios caucenses se dirigieron a la resinera -quedando los Bomberos de Segovia en el incidente de Santiuste de San Juan Bautista- donde una caldera de aceite comenzaba a arder. El humo era visible en gran parte del municipio por encontrarse esta factoría en un espacio muy céntrico de la localidad, junto al Arco de la Villa.

A pesar del riesgo que supone un incendio en un lugar de estas características, los operarios lograron contener las llamas desde un primer momento, afanándose después en refrescar la zona afectada hasta pasada la medianoche. Una vez, terminaron las labores en la vivienda afectada en Santiuste, los bomberos de la capital segoviana acudieron al suceso de Coca. La producción tuvo que detenerse hasta las primeras horas de ayer martes.

Afortunadamente, no hubo que lamentar heridos en ninguno de los incidentes acontecidos en ambos municipios, únicamente se produjeron daños materiales. Bien es cierto que, como consecuencia del incendio de Santiuste, los bomberos dieron aviso a la empresa eléctrica para cortar dos líneas de alta tensión. Por ello, 768 clientes estuvieron sin suministro eléctrico durante una hora.

Según el alcalde de Coca, Mariano Herrero, el cuerpo de Bomberos de Segovia habla muy bien de la labor de los operarios de Coca porque, a pesar de ser voluntarios con formación en lo que a la extinción de fuegos se refiere, “siempre realizan un trabajo impecable y fueron los primeros en llegar a ambos incendios”.