Los productores de vacuno aspiran a poder vender también a Corea del Sur

Provacuno asegura que haber conseguido abrir mercados asiáticos como el de Filipinas pone a España en una excelente posición para continuar ganando cuota en los países emergentes

292
Publicidad

La apertura del mercado de Corea del Sur es una aspiración “continua” para la interprofesional del vacuno de carne (Provacuno) que, “por supuesto”, también se fija en China tras conseguir abrir las fronteras de Filipinas a su producción de carne.
Así lo ha asegurado a Efeagro el gerente de Provacuno, Javier López, quien también incluye a Malasia o Tailandia en ese listado de preferencias.
China, que suele ser uno de los países objetivo para muchas empresas de diferentes sectores, es un destino difícil: presenta “enormes dificultades y complejidad en las negociaciones”.
En cualquier caso, López ha explicado que no sólo le interesa la apertura de nuevos mercados si no también, “y no menos importante”, la ampliación de los productos permitidos (de casquería, por ejemplo) y de los listados de establecimientos españoles autorizados para exportar en destinos ya abiertos.
La llegada a Filipinas ha sido algo “deseado” porque es el “segundo país importador” del Sudeste Asiático, con una economía en “claro crecimiento” y con una población de más de 100 millones de consumidores que tienen a la carne como una de sus fuentes principales de alimentación, presentando en el caso de vacuno “crecimientos constantes año tras año”.
López ha indicado que es consciente del “mucho tiempo” que ha llevado conseguir ese destino y que ha sido un trabajo fruto de la “insistencia” del sector con la colaboración “activa” de la Administración española, que ha trabajado “muy diligentemente” con su contraparte filipina.
Los resultados de la visita de inspección realizada por los Servicios del Gobierno filipino el pasado año, concluyeron con una “felicitación” por el “riguroso” cumplimiento de las normas del modelo de producción europeo, por el “buen estado” de los establecimientos y por la “elevada” calidad de la carne.
A su juicio, tras esa apertura se desencadenarán una “batería” de acciones consecutivas en el destino, como el análisis en profundidad del mercado y sus particularidades, la presentación del producto en destino o actividades promocionales para mejorar el conocimiento.
Ya se están recibiendo solicitudes y petición de información del producto porque la imagen de España en Filipinas es “francamente buena”, ha señalado.