Los troncos que recuerdan la figura de Papá Noel, antes de ser repartidos y colocados por los distintos establecimientos. / E.R

Los comerciantes del núcleo espinariego de San Rafael han inundado las calles de muñecos de Papá Noel fabricados a mano sobre troncos de madera de pino para acercar la Navidad a los vecinos y adornar las puertas de sus locales.

Esta iniciativa que nace de los comerciantes ya se realizó en la Navidad del año pasado con la colocación de ramas de pino en todas las farolas de la Travesía de San Rafael. El motivo de utilizar los troncos y las ramas de los pinos es poner en valor la importancia de la madera para una localidad como El Espinar y demostrar la gran variedad de usos que puede tener.

Los comerciantes llevan la Navidad a San Rafael
Las figuras ya adornan las puertas de los comercios. / E.R

Las figuras de Papá Noel de este año se han realizado sobre tres troncos unidos entre si y pintados a mano por los propios comerciantes con el objetivo de que todo el pueblo esté decorado siguiendo la misma temática y acompañando a los adornos y luces que cada año coloca el Ayuntamiento con la llegada de estas fechas.

La idea de los comerciantes es elegir cada año una temática o un adorno común para todos los establecimientos utilizando siempre los recursos que ofrece la naturaleza para engalanar las puertas, escaparates o calles de San Rafael por las que pasan miles de personas durante las fechas navideñas en sus desplazamientos.