El Henar 2019
El Henar, en 2019. / C.N.

Apenas restan dos semanas para el comienzo del evento que ya está ilusionando a cientos de vecinos de Cuéllar y comarca. El Año Jubilar Henarense comenzará el próximo 8 de agosto y todas las miradas están puestas en el calendario de actos que han ido confeccionando el comité encargado de su organización, las hermanas carmelitas y el rector del Santuario, Carlos García Nieto. Para que todo ello se pueda desarrollar en un marco seguro en todos los ámbitos, y conscientes de que miles de personas visitarán este lugar mariano, ayer se celebró la Junta de Seguridad del Año Jubilar Henarense, presidida por la subdelegada del Gobierno, Lirio Martín. 

Una de las primeras premisas por las que trabajarán desde la organización es que el Año Jubilar Henarense funcione a través de la reserva previa. La pandemia sigue presente, los datos no son halagüeños y esta es la realidad que se impone sobre el jubileo. Siendo consecuentes con el acto, lo que requiere y la seguridad sanitaria, se impondrá un sistema de reserva previa a través de entradas que regirá todos los actos principales de este jubileo. “Serán gratuitas y numeradas solo para evitar inconvenientes”, comenta el rector del Santuario, que recalca que estos solo será para actos conmemorativos y con el único motivante de la seguridad en la pandemia. Uno de los temas centrales de esta Junta de Seguridad a la que asistieron de manera telemática el alcalde, autoridades de la Guardia Civil provincial y local, de Policía Municipal y de la Diputación de Segovia, es el acto de apertura previsto para el próximo 8 de agosto. Todo estaba configurado para un “plan A”; así lo había explicado el rector, que después de esta Junta indica que todo se ha reconfigurado en un “plan B”. Se partirá desde la Fuente del Cirio en una pequeña comitiva, “algo reducido”, formada por el Obispo y sacerdotes. Se llegará al atrio para la apertura oficial de la Puerta Santa, mientras el público permanecerá sentado alrededor en sillas numeradas. Lo que estaba previsto como una misa en la parte trasera del Santuario, con capacidad para unas 1.000 personas, se ha desechado; el acto litúrgico se celebrará dentro de la iglesia con la capacidad que ahora mismo se permite: 70 personas. García explica que se invita a reservar silla para el exterior: habrá 400 plazas distribuidas por el entorno de El Henar para escuchar esta eucaristía de inauguración. La primera idea se ha descartado por el hecho de que aunque se ubique al público en el antiguo campo de fútbol, “habría un efecto llamada muy difícil de controlar”. Por ello, será necesario reservar entrada numerada para el interior, y superadas las 70 personas, se ubicarán en el resto de sillas dispuestas y también numeradas del exterior. Todo el recinto de El Henar estará controlado y vigilado: todas las entradas contarán con personal de control de acceso para evitar aglomeraciones. Los residentes contarán con permisos especiales de acceso.

Este es el acto principal que se estudió, analizó y organizó de nuevo en la Junta de Seguridad, así como el recital flamenco que acogerá el claustro del Santuario el día 6. Habrá aforo limitado como para cualquier evento cultural, dispuesto este en 150 personas que tendrán sillas numeradas. 

El jubileo está a punto de comenzar y, de momento, en su primera etapa estará marcado por las normas anti-covid que se marcan desde instancias superiores. “El Henar tiene un gran atractivo y hay que controlar la seguridad”, comentó el rector, consciente de que todos los actos tienen ya una gran expectación, pero debe primar el sentido común y preservar la integridad y la salud. El día 8 comienza la andadura, que se espera llena de emoción. 

ROMERÍA Y PROCESIONES, A LA ESPERA

El Año Jubilar proyecta distintas actividades y todas ellas cuentan con la expectación del público, pero si hay actos centrales que ya poseen la atención de la vecindad, son la romería y las procesiones, así como las novenas de El Henar. El rector del Santuario avanza que ya cuentan con los predicadores para las Novenas en honor a la Virgen; no será un solo predicador, sino arciprestes y vicarios de las provincias de Valladolid y Segovia. Para la eucaristía del día de la fiesta de El Henar será el propio obispo, César Franco, quien regale sus palabras a los asistentes en una jornada tan importante. 

Sin embargo, queda en el aire toda celebración multitudinaria. La romería como se conocía hasta 2019 es, de momento, poco viable, pero todo queda a la espera de la evolución de los datos. “Procesiones como tal, todavía no podemos celebrar”, comenta con resignación el rector. La esperanza está puesta en que aún quedan dos meses para estos días clave, con el ánimo de que la situación mejore y haya más posibilidades.