Representantes de la Comunidad de Madrid y la Fundación del Toro de Lidia. / FTL

La corrida homenaje a Víctor Barrio, que tuvo lugar el 4 de septiembre 2016 y que reunió en Valladolid un cartel para la historia, con Juan José Padilla, José Tomás, Morante de la Puebla, Julián López ‘El Juli’, José María Manzanares y Alejandro Talavante, llevaba implícito un acuerdo firmado por los seis toreros que parte del dinero recaudado en aquel festejo fuera destinado a la puesta marcha de una obra artística que representara los valores del diestro de Grajera como recuerdo a su figura.

En un principio se habló de la posibilidad de que fuera una estatua o una escultura, aunque desde la Fundación del Toro de Lidia aseguran que no se contempló, y se barajó incluso la opción de que su ubicación fuera Sepúlveda, pueblo materno y taurino de Barrio, o Grajera, su localidad de toda la vida. Finalmente, la obra ha sido realizada por el sevillano Luis Gordillo, y se instalará en Las Ventas, plaza en la que tomó la alternativa en 2012.

Por mediación de la Fundación ‘José Tomás’, se llegó a un acuerdo con el artista plástico contemporáneo en mayo de 2019 para que fuese el autor de la obra homenaje. Según informa la FTL, la representación lleva terminada desde finales de 2020, y está previsto un acto de inauguración durante la primera, siempre y cuando la evolución de la pandemia así lo permita.