Las monitoras contaron los objetivos sostenible. / EL ADELANTADO
Publicidad

La ludoteca municipal se suma a los objetivos de desarrollo sostenible propuestos por la Organización de Naciones Unidas (ONU). Durante las programaciones de años anteriores se ha venido trabajando en educación en valores a través de diversas actividades. Durante este año, el programa de Otium Educación y Tiempo Libre, es adentrarse en el conocimiento, a través de talleres de cocina, juegos, gymkanas, salidas… de esos objetivos sostenibles.

El 25 de septiembre de 2015, los líderes mundiales adoptaron un conjunto de objetivos globales para erradicar la pobreza, proteger el planeta y asegurar la prosperidad para todos como parte de una nueva agenda de desarrollo sostenible. Cada objetivo tiene metas específicas que deben alcanzarse en los próximos quince años (hasta 2030). Para llegar a esas metas, todo el mundo tiene que hacer de su parte: los gobiernos, el sector privado, la sociedad civil y las personas de la calle.

La ludoteca del Real Sitio ‘Hola’ reabrió sus puertas el pasado mes de octubre. Este espacio, ubicado dentro de la Casa de la Cultura, y que es de gestión municipal, pretende dinamizar, como en años anteriores, el ocio de las tardes de los sábados de los más pequeños con actividades de todo tipo, que van desde talleres, juegos programados, campeonatos, hasta cine y salidas al exterior. Está equipada con juegos y juguetes no sexistas y no violentos, y pretende también potenciar, además de las actividades programadas, el juego libre.

Entre las actividades ya realizadas, destaca un taller de repostería con alimentos producidos ecológicamente, otros de comercio justo y productos de proximidad. Antes de meter la manos en el bol lleno de avena, canela, chocolate, etc., se tuvo un pequeño momento en el que las monitoras pudieron contar lo que dice el objetivo 12, entre otros retos, lograr de aquí a 2030, la gestión sostenible y el uso eficiente de los recursos naturales.

La idea es seguir haciendo actividades de ocio y llenar las tardes de diversión, pero enlazar las acciones dentro de los citados objetivos, cumplir con la difusión y concienciación entre el público más pequeño y con la aportación de la comunidad granjeña lograr los objetivos.