Junta de Seguridad Cuellar
Momentos de la junta de seguridad de los encierros.

El Palacio de Pedro I volvió a acoger, después de dos años, la Junta de Seguridad de los encierros de Cuéllar para este año. El alcalde de la localidad, Carlos Fraile, señaló que es momento de determinar todas las cuestiones de seguridad y coordinar a todos los efectivos. 

Este año, para el que se cuenta con todos los medios posibles, se han sufrido cambios en el recorrido: nuevos vallados, zonas de regadío y “muchas trabas a nivel urbanístico que se le están poniendo al encierro y que los vecinos deben saber”, comentó el alcalde. “No es nada fácil que el encierro se desarrolle por los sitios de costumbre”, señaló el regidor local, que asegura que se trabaja de manera incansable para proteger el encierro. “No es un encierro más y por eso todos tenemos que estar a la altura”, comentó.

Entre algunas de las cuestiones más destacadas está el tránsito de vehículos por el pinar; se va a vigilar especialmente, además sumando el motivo de la alarma por incendios. “Pondremos recomendaciones de por dónde circular en el transcurso del encierro, pero por verlo no tenemos que causar daños a propiedades privadas ni incendios”, comentó Fraile. Igualmente, destaca el alcalde un momento muy a tener en cuenta en materia de seguridad como es la suelta.

Asegura Fraile que es un elemento diferenciador del encierro pero “no tiene que ser un espante”. “Vamos a estudiar el control y la disuasión para que no se espante la manada”, explicó el alcalde. Otras dos cuestiones relativas  ala seguridad, también señaladas por la Subdelegada del Gobierno, Lirio Martín, fueron, en primer lugar, no descuidar los hogares. En segundo lugar, que haya libertad y que se eviten todo tipo de agresiones contra la mujer. 

Fraile habló de los dispositivos de Policía Local y de Guardia Civil. Con ellos se trabajará como en años anteriores, a falta de los cinco agentes de prácticas con los que “nos hubiera gustado contar” pero que se incorporan el 1 de septiembre. En cuanto a los servicios sanitarios, se ha reforzado este año: cambia el servicio de transporte pero no el equipo de médico. Habrá uno en la Plaza de Toros y otro segundo equipo que acompaña a la manada. “Hemos reforzado el dispositivo de por la mañana, el humano”, aclaró el primer edil. 

Desde la Subdelegación del Gobierno, Lirio Martín aclaró que en principio se disponen todos los medios posibles, como el escuadrón de Guardia Civil a caballo o el helicóptero, pero todo queda pendiente de los acontecimientos más cercanos a la fecha de celebración de los encierros. Días previos será cuando se concrete con qué medios finales se cuenta. 

Respecto a los caballistas, aún no se ha finalizado el plazo de inscripción y el alcalde no ha podido avanzar el número final de participantes. Se ha mantenido el requisito del empadronamiento en Cuéllar. “El recorrido ha cambiado con vallados a la izquierda y a la derecha según salimos del corral, así yo un número que supere los 50 o 60, honestamente, no lo veo y no lo comparto, la gente lo tiene que entender”, señaló el alcalde. La zona de espera de los caballistas también estará vigilada para que no se forme “una pantalla de caballistas nada más salir”, explicó.

Por último, las zonas de espectadores sobre las que siempre se advierte, volverán a contar con personal para la disuasión de los que allí se coloquen. El muro en el que en 2019 hubo un fallecido se ha derruido y se espera que la Guardia Civil a caballo persuada a los espectadores del margen derecho de la bajada de El Embudo, donde el peligro acecha ante la manada de astados.

Controles de alcohol y «libertad» para las mujeres

El alcalde de la localidad y la Subdelegada del Gobierno hicieron especial hincapié en la libertad de poder disfrutar de unas fiestas de manera sana, sobre todo en el campo de la violencia de género. “Es un tema que nos preocupa, nos ocupa, y vamos a estar muy pendientes”, explicó el alcalde. Aún queda pendiente una reunión con el colectivo 8M Cuéllar para ver si habrá medidas especiales, pero el alcalde recalcó el mensaje de “poder disfrutar de las fiestas con libertad, sin ningún tipo de miedo, siendo respetuosos, cívicos, y que las mujeres disfruten las fiestas como lo hacemos los hombres”, concluyó. 

Por su parte, la Subdelegada del Gobierno recordó que entre el amplio dispositivo de seguridad que se configura para las fiestas en muchos ámbitos, cobra especial importancia el de los controles de alcohol y drogas que se realizarán durante estos días de fiestas. “Lanzamos el mensaje de consumo de alcohol cero”, recalcó respecto a los controles que se realizarán en todas las salidas y accesos. Igualmente, Martín se centró en la precaución de las personas como “primeros garantes de sus bienes”, instando a tener cuidado ante los hurtos.