Un grupo de alumnos de Edificación y Obra Civil realiza el trabajo de campo en Mozoncillo. / EA
Un grupo de alumnos de Edificación y Obra Civil realiza el trabajo de campo en Mozoncillo. / EA

El Instituto de Educación Secundaria (IES) Andrés Laguna de la capital lleva a cabo el trabajo ‘La construcción 4.0 y la España vacía’ que ha sido seleccionado en la convocatoria de proyectos de colaboración entre centros educativos y empresa de CaixaBank Dualiza y la Asociación de Centros de Formación profesional, FPEmpresa. Junto a los alumnos segovianos de grado superior de Proyectos de Edificación del ‘Andrés Laguna’, participan estudiantes de los institutos  ‘Miralrío’ (Zaragoza) e ‘Islas Filipinas’ (Madrid). El trabajo conjunto ha obtenido una financiación de 25.000 euros para mejorar su inserción laboral, formando parte del proyecto ‘Construcción 4.0 vs FP 4.’, coordinado por Butic The New School.

Más de 60 estudiantes de Edificación y Obra Civil están realizando el levantamiento de un modelo 3D para realizar una propuesta de rehabilitación de una escuela rural en Mozoncillo (Segovia), como si se tratara de un encargo real. Una veintena de ellos realizan esta semana un trabajo de campo.

Butic The New School está considerada entre las 10 mejores escuelas de infoarquitectura del mundo, que acaba de recibir el apoyo del Programa Dualiza de la Obra Social de la Caixa, destinado a la inserción laboral de los estudiantes de FP Edificación y Obra Civil a través de competencias profesionales innovadoras tales como el manejo de escáner láser, el modelado 3D y la gestión colaborativa, una formación que permite dar respuesta a la demanda actual del sector de la construcción, en una especialización que actualmente tiene pleno empleo.

El sector de la construcción atraviesa un momento clave de renovación en torno a la digitalización, sostenibilidad, economía circular e industrialización, apostando por la calidad, la innovación, y la profesionalización, según señalan desde la escuela online promotora de esta iniciativa.

 Trabajo de campo

El proyecto se propone en varias fases, tal y como ocurriría en una oficina de proyectos: trabajo de campo y trabajo de oficina, alternando con sesiones de formación sobre el manejo del escáner láser RTC 360, la gestión de la nube de puntos, el levantamiento de un modelo 3D de la escuela rural y todas aquellas actividades necesarias para la realización de proyectos de rehabilitación de edificios.

La metodología BIM (Building Information Modeling) que aprenden todos los alumnos, permite el trabajo colaborativo y multidisciplinar para la redacción de proyectos de construcción, así como la gestión del mantenimiento durante todo el ciclo de vida del edificio. Su objetivo es centralizar toda la información del proyecto en un modelo de información digital, y es de obligado uso en los proyectos con financiación pública desde 2018. Además, los puestos de trabajo a los que tienen acceso los estudiantes de FP Edificación y Obra Civil demandan expertos en el manejo de estas nuevas tecnologías.

Para el trabajo de campo del proyecto se seleccionaron a veinte alumnos que están pasando esta semana en Mozoncillo para conocer la realidad de la España vaciada, pero también para que aprendan a valorar sus ventajas y las oportunidades para su futuro laboral. En este viaje decidieron que sea, entre otros edificios, la escuela rural de este pueblo la que van a rehabilitar en sus respectivos centros formativos.

Los organizadores y participantes realizan algunas actividades con la comunidad educativa local, mostrando el uso del escáner láser y cómo facilita el levantamiento de planos, a la par que han paseado por el entorno del municipio descubriendo su riqueza patrimonial y paisajista, abordando charlas acerca de la importancia de la Construcción Bioclimática, la Eficiencia energética y el modelo Passivhaus, además de haber descubierto cómo es vivir y trabajar en el mundo rural segoviano.

Cuando regresen la próxima semana a sus centros en Segovia, Zaragoza y Madrid, todos los alumnos de primer curso de los tres institutos trabajarán en clase el levantamiento del modelo 3D, diseñando propuestas de rehabilitación de los edificios escaneados, para finalizar presentando los nuevos interiores proyectados durante una próxima exposición en Mozoncillo.

El CEO de Butic The New School, Marco Antonio Fernández Doldán, aseguró que “se trata de una gran oportunidad para que nuestros jóvenes aprendan adoptando los avances tecnológicos que estamos viviendo de manera práctica y real como única forma de afianzar el conocimiento sobre una metodología que hoy demanda más profesionales de los que salen de los centros formativos reglados”.

Además, detalló que la metodología didáctica que van a aplicar es la de Aprendizaje Basado en Proyectos, planteando todo el desarrollo como si se tratara de un encargo real. Tanto alumnos como profesores trabajarán colaborativamente, interconectando los conocimientos adquiridos en los distintos módulos que se imparten en la formación reglada. “Nuestra propuesta afecta directamente a los módulos de Replanteos, Levantamientos, Diseño y Construcción, Representaciones de Construcción, Proyectos de Edificación No Residencial, y está vinculada también con Eficiencia Energética, Estructuras, Instalaciones”.

Todo el desarrollo se realiza mediante metodología BIM lo que permite a los alumnos dar un valor añadido a la planificación arquitectónica tradicional, al realizar simulaciones que van más allá del 2D o 3D, ya que nos aporta información del proyecto relativa a la geografía, al tiempo y presupuesto de ejecución de la obra, a las implicaciones ambientales, etc.

Este proyecto de innovación educativa tiene tres objetivos. El primero es trabajar en la mejora del manejo de herramientas digitales y topográficas de la formación profesional. Además, se pretende mejorar la inserción laboral de los estudiantes de FP Edificación y Obra Civil y, por último, sensibilizar al alumnado sobre la realidad de la España vaciada, una problemática de primer orden en la Comunidad y en la provincia.