Publicidad

El Área de Acción Territorial de la Diputación de Segovia, en su trabajo por mejorar las carreteras de la provincia, ha destinado 20.964 euros para el arreglo del firme de la carretera SG-V-1116 de Grado del Pico a la SG-145, que une Aranda de Duero (Burgos) y Atienza (Guadalajara) con paso por varias localidades del nordeste segoviano. Los trabajos han consistido en el extendido una capa de mezcla bituminosa en caliente que facilitará una conducción cómoda y segura y servirá para disminuir las actuaciones de mantenimiento durante unos años.

Para pavimentar este tramo de carretera de unos 500 metros de longitud, Tecnología de Firmes S.A., la empresa adjudicataria, realizó, en primer lugar, un riego previo de adherencia con emulsión bituminosa y posteriormente extendió, en toda la longitud y con un ancho de cuatro metros, una capa de 4,50 cm de espesor de mezcla bituminosa en caliente como rodadura. Mientras que, de forma previa, se había procedido a la limpieza de las cunetas, tras los trabajos del firme se llevó a cabo la señalización horizontal en los bordes de toda la carretera.

“Hemos mejorado el acceso a Grado del Pico, pedanía en la que existen varios alojamientos de turismo rural, algo que contribuye a la economía de la zona”

Los trabajos realizados fueron comprobados de primera mano por el presidente de la Diputación, Miguel Ángel de Vicente, y el diputado del Área de Acción Territorial, Basilio del Olmo, el lunes. “El hecho de que esta carretera forme parte de la unión de estas tres provincias es significativo, pero también lo es el hecho de que con estos trabajos hemos mejorado el acceso a Grado del Pico, pedanía de Ayllón enclavada en un entorno natural destacado y en la que existen varios alojamientos de turismo rural, algo que contribuye a la economía de la zona”, explican De Vicente y Del Olmo.